Esaú Téllez sobrevivió al accidente de la ruta 164 y le han operado 33 veces

Hace algunas semanas Esaú Téllez sufrió otro accidente de tránsito mientras viajaba en una caponera, debido a eso, ha vuelto a caer en cama, no puede caminar y tiene hematomas en las piernas.

Esaú Téllez tiene señas de sus heridas en sus dos piernas. HOY/Foto: Francely Navarro

HOY

El 28 de febrero del 2017 a las 9:30 de la noche, un autobús que cubre la ruta 164 se estrelló contra un contenedor de basura cerca de los semáforos El Dorado. Ana Fabiola Vargas Tapia, de 28 años, perdió la vida en ese accidente y varias personas resultaron heridas.
Esaú Ezequiel Téllez, de 39 años, es uno de los sobrevivientes, su vida ha cambiado de forma radical. En dos años ha sido sometido a 33 cirugías y ha tenido que aprender a caminar de nuevo. Comparte con los lectores del HOY cómo recuerda el accidente y todo lo que ha sufrido desde ese día.

Lea: Relato de pasajera de carro que fue impactado por bus de la ruta 164

¿Qué recordás de  esa noche Esaú?

Las luces del bus que se apagaban y encendían. El impacto se dio en cuestión de segundos, cuando supuestamente todo había acabado me sorprendió saber que ya no estaba en mi asiento sino en el muro del basurero, no creí que mi situación fuese grave, pero luego entendí que mis piernas estaban destrozadas.

¿Al valorarte los médicos, qué te dijeron?

En el Hospital Manolo Morales me dijeron que me iban a cortar las dos piernas. Tenía fracturas expuestas. Más de 20 quebraduras. No tenía solución, según ellos. Pero recordé que yo había salido del trabajo y era un accidente laboral. Tenía que ir al Hospital Militar. Los del Manolo no querían dejarme ir. Un periodista anónimo hizo todo lo posible para sacarme en una ambulancia y lo logró. Fue mi salvación, tengo mis piernas gracias a él.

Puede leer: En cinco minutos cambió la vida de Ezequiel Téllez

¿Cuántos meses pasaste internado?

Pasé tres meses en el hospital. De cirugía en cirugía y sin ninguna transfusión de sangre durante los procedimientos por mi religión Testigo de Jehová. En ese tiempo, no pude ni asistir a la vela y entierro de mi madre. No me despedí de ella. Es de las cosas que más me duele.

¿Perdiste tu trabajo por el accidente?

Sí. En mi trabajo me cubrieron un año, el de subsidio solamente. Luego me dieron de baja. El INSS me pasa por invalidez un poco de dinero y al Hospital Militar puedo ir solamente por fisioterapias. Mi esposa por estar cerca mío también perdió su trabajo. Se dedica a cuidarme. Nuestra hija de 13 años está en secundaria y económicamente la estamos pasando mal. Hemos tenido que buscar opciones.

¿Qué hacen para solventar los gastos del hogar?

En casa de su madre (q.e.p.d.) Esaú Téllez y su esposa pusieron un comedor para poder sobrellevar los gastos. HOY/Foto: Francely Navarro

Mi mamá le enseñó a mi esposa a cocinar muy bien. Decidimos poner un comedor en la casa. Vender comida. Hace tres meses que había empezado a caminar de nuevo, yo decidí ayudarle a hacer algunas cosas. Pero con el nuevo accidente he vuelto a quedar en cama.

No deje de leer: La odisea de viajar en bus

¿El reciente accidente ocurrió cuando se montó de nuevo a un autobús?

No. Yo a un autobús volví a montarme el 26 de abril de este 2019. Salí del Militar de mi fisioterapia. Para ahorrarme algo de dinero y ayudarme a superar el trauma tomé un bus. Fue horrible, creí que iba a morir.

Bien, entonces, ¿dónde,  cómo y cuándo ocurrió el nuevo accidente?

HOY/Foto: Cortesía

El 29 de abril yo venía de comprar unas cositas para la venta de la comida. Me monté con mi bastón en una caponera y un taxi nos impactó. Yo quedé bien golpeado. Con hematomas en las piernas. Fui al Hospital Militar con la esperanza que me atendieran, pero me dijeron que ya no tenía seguro, les rogué que me ayudaran y me mandaron al Hospital Fernando Vélez Paiz. Donde tampoco querían atenderme porque según los doctores, no era de la zona, me entablillaron y me mandaron a la casa. Aquí estoy de nuevo, con mucho dolor, sin poder moverme. Sin poder hacer nada.

¿Qué pensás de todos estos eventos desafortunados que has vivido hasta la fecha?

Dios sabe por qué hace las cosas. Todo se ha tornado difícil, peor con esta crisis. Quiero recuperarme para seguir ayudándole en lo que pueda a mi esposa. Le hago un llamado a la cooperativa que administra la ruta 164, necesito que me ayuden, que respondan por lo ocurrido. Por la irresponsabilidad de su conductor.

...

Notas Relacionadas