Nica habría matado a suegro, cuñado y otro familiar

El hombre habría embarazado a la hija de uno de los fallecidos y viajó a Costa Rica porque supuestamente el padre se había llevado a la menor de edad al vecino país

La Fuerza Pública de Costa Rica estuvo gran parte del sábado recolectando evidencias en la finca donde ocurrió la masacre. HOY/Cortesía Grupo Nación

La molestia de un nicaragüense de apellidos Pérez González con la familia de su “novia” desencadenó el asesinato de cuatro personas, entre estas su suegro y su cuñado, en La Palma del Recreo de Cutris, en San Carlos de Alajuela, Costa Rica.

Esa es la versión preliminar que maneja la Policía Judicial sobre el cuádruple crimen ocurrido en la finca Los Parientes, a 4.5 kilómetros de la frontera con Nicaragua.

Las víctimas mortales fueron identificadas como Juan Roberto de la Trinidad Méndez Koschny, un costarricense de 57 años, capataz de la finca; así como los nicaragüenses Jesús Álvarez Pérez (49), Daniel Álvarez Ramos (24) y Freddy Ramos Sequeira (19).

Los nicas eran trabajadores agrícolas y madereros desde hace varios meses, según contaron vecinos del lugar.
Jesús Álvarez era el padre de una menor de 13 años que dio a luz hace dos meses a un bebé. Él, molesto por saber que el padre de su nieto era un hombre de 45 años, decidió venirse a Costa Rica con la menor, su hijo Daniel y su sobrino Freddy.

El nicaragüense Jesús Álvarez. HOY/Cortesía

El presunto “novio” de su hija enfureció, amenazó a su suegro y cuñado y, posteriormente se trasladó a Costa Rica para trabajar. Ese tiempo le sirvió para estudiar de cerca los movimientos de los parientes de la madre de su hijo, con el objetivo de darles muerte y regresar con su compañera y el bebé a Nicaragua.

Sin embargo, su plan no salió como esperaba, ya que cometió el homicidio cuádruple y huyó del país sin la muchacha, debido a que esta vive en la casa de unos allegados de Álvarez, donde tiene acceso a educación.

“Se dice que el sospechoso es el yerno de Jesús Álvarez, quien se trajo su hija desde Nicaragua. Al sujeto lo vieron en Boca de San Carlos y de allí sale los jueves una lancha hacia el país del norte”, mencionó Jaime Araya, quien colaboró en la búsqueda de las víctimas.

Los cadáveres de Álvarez y de su hijo Daniel fueron hallados abrazados a 10 metros de la casa, mientras que debajo de un árbol estaban los restos de Freddy.

En tanto, Méndez fue encontrado en una quebrada que está cerca de la propiedad. Todos tenían heridas de arma de fuego en el cuerpo, relató Xavier Gamboa, un vecino de la zona.

“El sospechoso conocía la zona, sabía cómo era el lugar. Se dice que lo vieron bajarse de la lancha el martes y luego lo vieron muy sospechoso saliendo del país, se dice que se tapaba la cara”, afirmó Gamboa.

Daniel Álvarez, hijo de don Jesús, y quien también fue asesinado. HOY/Cortesía

Sin dinero para traslado

Juana Álvarez, prima del fallecido Jesús, contó que él y los dos jovencitos se habían venido de su natal Nicaragua para buscar un futuro mejor.

“Ellos ya tenían días de estar trabajando aquí. Nos sentimos muy dolidos por esto y también preocupados porque no tenemos los recursos para llevarnos los tres cuerpos para Nicaragua, no sabemos cómo vamos a hacer”, dijo.

(Con información de La Teja)

...

Notas Relacionadas