Andenes del mercado Oriental son una “odisea” para los compradores

La pasada cada vez es más reducida por el exceso de vendedores ambulantes

El llamado que hacen los pobladores y algunos comerciantes a Commema, es que les ayude a mantener los andenes y las calles principales libre de vendedores ambulantes, que se han duplicado. HOY/FOTO: Jader Flores

HOY

Desde el anexo a Villa San Jacinto, Distrito Siete de Managua, Virginia Medrano llegó al mercado Oriental para comprar el uniforme de su hija de diez años. Aunque creyó que el mandado sería “rapidito”, se tuvo diferentes inconvenientes; en su visita por el centro de compras se ganó empujones, manoseadas y ofensas.

Algunos amigos le recomendaron entrar por el sector de donde fue la Jabonería América, para que se librara de tumultos de gente que se forma en las otras entradas del centro de compras. Según ella, así se ahorraría tiempo y evitaría que los amigos de lo ajeno se aprovecharan. “Al final solo me llevo un mal sabor de boca”, expresa.

También puede leer: Con su música regalan alegría a los comerciantes

“No me quiero imaginar cómo están los otros puntos del mercado, supuestamente esta entrada es una de las más decentes, pero veo que cada vez se vuelve más complicado transitar en este mercado de manera general; los mismos comerciantes que andan con los carretones te ofenden, paciencia es lo que menos tienen”, agrega Virginia.

Para poder llegar al sector de los uniformes, la pobladora vivió una odisea. “Mujer idiota, dame pasada”, le gritó una comerciante que llevaba un carretón con una estufa caliente encima. Medrano solo respiró profundo. Más adelante se topó con otro poblador que empujaba un carretón lleno de cajas, con él ya no tuvo paciencia.

Experiencia desagradable

Algunos dueños de tramos hasta han puesto anuncios que prohíbe la estadía de marchantes con carretones, pero no hacen caso. HOY/FOTO: Jader Flores

“Me prensó los dedos de los pies, ni siquiera dejó que me apartara, pidió la pasada hasta cuando estaba encima mío, son unos desconsiderados, quieren la poca pasada que queda solo para ellos, es una barbaridad, aunque tuve miedo a su reacción le tuve que decir unas cuantas verdades para que la próxima tenga más cuidado”, comenta la doñita.

Cuando Medrano estaba a punto de llegar a su objetivo, se encontró un tumulto de gente, “lo que andaba evitando”, dijo, mientras suspiraba y se apretaba la bolsa de su falda. Ahí la tocaron un par de veces, se tuvo que meter entre una zanja de agua putrefacta que estaba entre los andenes, para esperar que la “marea” bajara y así poder comprarle la ropa a su pequeña.

“La experiencia ha sido poco atractiva, así está nuestro mercado, da tristeza, ojalá pudieran hacer algo las autoridades por cambiar esta realidad”, manifiesta Virginia.

No han hecho el intento
En muchas ocasiones, la Corporación Municipal de Mercados de Managua (Commema) del Oriental ha hablado de implementar un plan de ordenamiento en el centro de compras; sin embargo, los comerciantes alegan que nunca han hecho siquiera el intento.

La última vez que las autoridades hablaron de un plan fue después del incendio del 14 de mayo del 2017, cuando más de 200 tramos fueron calcinados, porque los camiones de bomberos no lograron entrar a tiempo por el desorden que se mantiene en el Gancho de Caminos.

Cada tramo tiene su límite, los de Commema deben estar pendiente que sea respetado, asimismo los comerciantes tendrán la moral para decirles a los comerciantes ambulantes que no pueden quedarse estacionados, porque atrasan la circulación de personas, detrás de ellos vienen dos carretones más y es ahí cuando se arma el relajo”.Veira Bravo, comerciante

 

...

Notas Relacionadas