Juez hace reflexión en caso de mujer que presuntamente quemó manos a hijo de 8 años

La mujer enfrentará juicio por quemar las manos a su hijo solo porque el niño vendió tres láminas de zinc para comprar cartas de Pokémon

La acusada Rosa Jirón Monterrey, después de la audiencia de ayer, lloró y se abrazó con su suegro Antonio Solórzano Osejo. La mujer procesada también conversó y se abrazó con su hermana Aydalina Jirón. HOY/Alejandro Flores

HOY

Cuando el juez Cuarto Especializado en Violencia, Harold Leal Elías, resolvía enviar a juicio a una mujer de 30 años de edad que le quemó las manos a un hijo de 8 años, solo porque el niño vendió tres láminas de zinc para comprar unas cartas de Pokémon, el judicial aprovechó para hacer una reflexión y aconsejar a la acusada y enviar un mensaje a los padres de familia en cuanto al cuido, orientación y educación de los hijos.

“En el hogar deben desarrollarse las relaciones familiares con un vínculo de amor; las decisiones que tomen los padres y madres deben ir encaminadas a un desarrollo integral de los niños y niñas”, aconsejó el juez Leal Elías.

El judicial también resolvió mantener en prisión a la procesada Rosa Jirón Monterrey, con los argumentos de que esta podría evadir la justicia y que la víctima vinculada a los hechos es un niño.

Leal Elías envió a juicio a la procesada Jirón para el 26 de febrero de 2019, porque considera que la Fiscalía ha ofrecido elementos de pruebas que involucran a la acusada en los hechos en perjuicio de su hijo de iniciales W.O.O.J., quien está sufriendo secuelas físicas y psicológicas a causa de la agresión que le ocasionó su madre.

El abogado Daniel Abascal, defensa de la acusada Rosa Jirón, dijo que esta es inocente de los hechos que le está imputando la Fiscalía y manifestó que en juicio demostrará que esta no ha infringido la ley debido a que es una madre responsable y de buenos principios cristianos.

Cartas Pokémon

Según la Fiscalía, la agresión hacia el niño de parte de su madre Rosa Jirón Monterrey se dio a las 9:00 de la noche del 11 de diciembre de 2018, cuando la mujer llegó a su casa en el barrio Santa Elena, Managua, donde habita con el menor víctima, otra hija de 2 años de edad y el padrastro del niño afectado.

Jirón, quien es operaria de zona franca, se percató que le hacían falta tres láminas de zinc, como el niño víctima era el único que quedaba todo el día en la casa ella le preguntó dónde estaban las láminas de zinc, y el menor le respondió que las había vendido al vecino Luis Escoto Sevilla, quien es chatarrero, para después comprar cartas de Pokémon (juego con cartas).

La acusada al escuchar que el niño vendió las láminas de zinc se enojó y comenzó a regañarlo, después encendió uno de los quemadores de la cocina de gas y agarró al niño de los antebrazos, le juntó las manos y se las ubicó directamente sobre la llama, provocándole quemaduras que requirieron cirugía.

Parientes cuidan a niño

Como el padre del niño falleció cuando este tenía pocos años de vida, la acusada estaba a cargo del niño. Después de la agresión, estuvo bajo la protección del Ministerio de la Familia, Adolescencia y Niñez (Mifan).

Al juez le fue informado ayer que el niño ya no estaba en Mifan, sino donde unos parientes.

Rosa Jirón Monterrey, después de la audiencia, recibió permiso de parte del juez, para conversar con sus parientes. HOY/Alejandro Flores

...

Notas Relacionadas