Nicaragüenses asesinados cruelmente en Costa Rica

Cajera recibió dos balazos e indigente fue calcinado

Nicaragüenses

Mireya Mendoza, de 37 años (q.e.p.d). HOY/Cortesía

HOY

Pese a que se agachó para evitar ser herida de bala, los proyectiles penetraron en la cabeza y otro en el hombro izquierdo de la nicaragüense Mireya Mendoza, de 37 años, asesinada la noche del pasado viernes dentro del bar-restaurante Gusticos Karaoke, en el barrio Los Ángeles, en San José, Costa Rica.

Al negocio llegaron dos sujetos armados de pistolas para cometer un atraco.

Medios de ese país informaron que los sujetos una vez que obtuvieron el botín, se dirigieron a la caja registradora y le pidieron a la pinolera que entregara el dinero.

La víctima les obedeció, y aún así, los despiadados sujetos detonaron sus armas. Posteriormente se retiraron del lugar.

Agentes de la Fuerza Pública atendieron la emergencia y también asistió personal de primeros auxilios.

“Inicialmente nos despacharon para atender una mujer herida por arma de fuego en cabeza y tórax, y a nuestra llegada ubicamos una fémina ya fallecida detrás de la barra con una herida en la cabeza”, dijo el paramédico Pablo Monge al diario Extra.

Investigan

Nicaragüenses
El bar tico donde asesinaron a balazos a la nicaragüense. Era cajera del bar. HOY/Cortesía

Al momento del asalto en el negocio habían varios clientes, y según las autoridades resultaron ilesos.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) realiza las investigaciones del homicidio.

“Adiós a una gran mujer, madre ejemplar y luchadora mujer que nunca se rindió criando a sus hijitos sola”, publicó en Facebook una amiga de la occisa. “Mireya descansa en paz, que el Señor te tenga en su santa gloria. Fuiste una amiga que me aconsejó y me dio buenos ejemplos. Sentido pésame para tus hijitos Y.J. y las otras dos niñas Dios las guarde y les fortalezca para seguir adelante”, agregó la amiga que se identificó como nicaragüense.

Queman a indigente

El pinolero Adonay Alexánder Lacayo Machado, de 19 años, murió el pasado 22 de noviembre luego que fue amarrado, le rociaron combustible y le prendieron fuego en Alajuela. Era indigente y supuestamente se metió a robar a un taller.

Los dueños son acusados por el crimen.

...

Notas Relacionadas