Entierran a nica que fue hallada muerta en río en Costa Rica

Su cuerpo fue repatriado el jueves. Autoridades ticas no tienen sospechosos detenidos

Diego González ayer en el cementerio, tras el entierro de su pareja. HOY/Mynor García

En el cementerio municipal de La Paz, fue sepultada ayer la nicaragüense Yesenia Carolina García Cerda, de 25 años, quien fue asesinada el martes en Guatuso de Patarrá, en Desamparados, San José, Costa Rica.

Su cuerpo fue repatriado el jueves y su vela se realizó en el barrio San Antonio de Jinotepe, donde vive su madre.

La caraceña, quien tenía una hermana melliza, emigró a Costa Rica en el 2012 y mantenía una relación de hecho estable con el también nicaragüense Diego Manuel González Nicoya, de 38 años. Para el próximo año la pareja tenía pensado contraer matrimonio.

González, quien es técnico en refrigeración, comenta que en el sitio donde vivían era tranquilo y que nunca se había vivido un hecho de violencia.

Estando en su trabajo, una vecina, a través de una operadora, le llamó por teléfono para avisarle que su pareja había desaparecido. Los niños habían quedado en casa llorando.

Por este crimen ninguna persona ha sido detenida. Las autoridades de la sección de homicidios del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) de Costa Rica en un inicio sospechaban que González había matado a su mujer, pero luego descartaron esa posibilidad, porque se comprobó que él se encontraba laborando.

García tenía golpes en su cara y cabeza. Su cuerpo fue encontrado semidesnudo en un río cercano, a unos 40 o 50 metros de la casa donde habitaba, la cual estaba sin desorden. La mitad de su cadáver estaba sumergido. Una pequeña cascada le ocultaba el rostro.

Yesenia Carolina García Cerda, de 25 años. HOY/Cortesía

El celular, aretes y parte de su vestimenta no han sido encontrados. Hasta el momento se desconoce si la mujer fue violada. Las autoridades de la especialidad de homicidios de la OIJ no han dado a conocer los resultados de exámenes que se le practicaron.

La víctima era ama de casa. Deja en la orfandad a una niña que en diciembre cumple siete años y a un niño de tres años.

Sufrió acoso

Diego González a través de su hermana tuvo conocimiento que a Yesenia un hombre la acosaba, pero desconoce de quién se trata.

El paceño tiene una hija de 20 años de una anterior relación. Ella le contó que marcó el número telefónico de la occisa y que un hombre le respondió la llamada, pero le explicó que no pudo entablar una conversación con él.

El Facebook de Yesenia en ocasiones permanece activo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

...

Notas Relacionadas