¿Seguirá Erasmo Ramírez con los Marineros de Seattle?

Al igual que el caso de Erasmo Ramírez, también Cheslor Cuthbert y JC Ramírez estarán bajo escrutinio de sus respectivos equipos.

Erasmo Ramírez ha tenido dos buenas presentaciones desde su regreso de la lista de lesionados. HOY/AFP

Erasmo Ramírez tendrá una apertura más esta temporada. HOY/ARCHIVO

El lanzador nicaragüense Erasmo Ramírez es un bigleaguer legítimo.  Tiene el material para sacar outs en las Grandes Ligas. No hay dudas. El problema es que en las últimas dos temporadas su rendimiento ha decrecido y además que su salud sufrió este año, mientras que su salario se ha disparado gracias al arbitraje salarial, lo que tiene a los Marineros de Seattle preguntándose si vale la pena darle contrato el próximo año.

Eso no significa que el rivense quedará fuera de las Grandes Ligas. Si Seattle no lo quiere, alguien le dará una oportunidad. Es un veterano que puede ser útil de muchas formas, pero al precio correcto.

Sí Erasmo no entra en los planes de los Marineros para la próxima temporada, su salario sufrirá un duro golpe y además al nuevo equipo que llegue tendrá que ganarse un lugar, a diferencia de la estabilidad que tiene en estos momentos.

Erasmo tiene un salario de 4.2 millones de dólares en 2018 y el próximo año es elegible al arbitraje salarial por última vez, antes de convertirse en agente libre en 2020. Así que si los Marineros deciden mantenerlo, deberán pagarle una cifra superior a la que gana esta temporada,  a pesar de una temporada  en la que no cosechó buenos números, sobre todo por su largo tiempo en la lista de lesionados.

En 10 juegos iniciados, tiene balance de 2-4 y efectividad de 6.50, luego de ser destruido por Texas en su última salida con seis carreras en solo 2.2 entradas. Una de las cifras más alarmantes es que permite 14 jonrones en 45 innings. Su WAR, la métrica del beisbol que engloba la actuación global de un pelotero, es de -0.6, lo que es muy malo, y por segundo año consecutivo es negativa.

Cada vez que un pelotero va al arbitraje recibe un incremento salarial, el cual será tan jugoso como el rendimiento inmediato que tuvo el jugador. Como Erasmo no tuvo un buen año, su próximo salario podría andar entre 4.5 y 5 millones de dólares.

Entonces, Seattle valorará si vale la pena retener al derecho pinolero o invertir ese dinero en algún lanzador del mercado de agentes libre.

En caso que no tenga un ofrecimiento de su actual equipo, Erasmo automáticamente se convierte en un agente libre y el salario con su nuevo equipo  seguramente será muy por debajo al actual, debido a que ya no estará atado al arbitraje salarial. Incluso, podría ocurrir que las mejores ofertas que reciba sea la de una invitación al spring training de las Grandes Ligas sin un lugar seguro en el roster.

O sea, el próximo año para Erasmo podría ser tan duro como un nuevo comienzo en su carrera. No obstante, se trata de un lanzador relativamente joven (28 años de edad) y que ha demostrado que ha demostrado que puede hacer ajustes.

Ojalá este movimiento en la cuerda floja le saque lo mejor de él, para un segundo aire en su carrera.

Más casos

Al igual que Erasmo, Cheslor Cuthbert es elegible al arbitraje y también viene de una temporada para el olvido, sobre todo por las lesiones. Sin embargo, su escenario es diferente por su mayor juventud y además que los Royals de Kansas City están en reconstrucción.

Otro nica elegible al arbitraje es JC Ramírez, quien está fuera por la operación Tommy John. Debido a lo demostrado el año pasado, los Angelinos de Los Ángeles sin dudas le darán contrato a JC, quien saludable se perfila a ser un abridor de calibre.

El dato

4.93 es la efectividad de Erasmo Ramírez en las últimas dos temporadas, por 97 carreras limpias en 177 entradas, con registro de siete victorias y 11 derrotas. En este trayecto tiene un WAR de -0.8.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

...

Notas Relacionadas