Un mes complicado

Los comerciantes siguen en la lucha por proteger el oriental

En algunas de las calles principales hay dificultades para pasar. HOY/FOTO: Wilmer López

HOY

El bullicio que caracterizaba al mercado Oriental se apaciguó hace aproximadamente un mes. Desde que iniciaron las protestas en contra del Gobierno, los pobladores solo “entran y salen” del centro de compras. Algunos comerciantes han preferido retirarse de sus tramos temporalmente; otros siguen en la lucha, pero sin descuidarse un solo segundo.

Según Marlon Medina, quien tiene más de veinte años en el centro de compras, jamás había visto entrar a tan pocos compradores en el mercado más grande de Centroamérica, y culpa directamente al Gobierno, que en su afán de seguir en el poder, aterroriza a los nicaragüenses.

“Desde que provocaron el incendio en el mercado (29 de abril), aquí nadie puede dormir en paz, han sido noches largas, nos quedamos con machetes, tubos y piedras protegiendo lo que tanto nos ha costado. Por el día empieza nuestra lucha, tenemos que seguir trabajando, así sea con la mitad de mercadería para poder pagar deudas y alimentar a nuestros hijos, pero esto no es vida, ya no trabajamos tranquilos, ya la gente no viene a comprar tranquila, esta situación nos tiene en zozobra a todos”, señala Medina.

Perseverancia

En el día los comerciantes
quitan una parte de los
tranques para la libre circulación,
pero algunos permanecen supervisando para reaccionar ante cualquier actitud
sospechosa. HOY/FOTO: Wilmer López

Algunas de las entradas principales al centro de compras como Gancho de Caminos, El Calvario y El Novillo, que antes permanecían llenas de vendedores ambulantes y pobladores, ahora lucen vacías, en algunos accesos los comerciantes tienen tranques con la intención de controlar quién entra al Oriental.

“No estamos negando el paso en el día, pero sí estamos pendiente de cada movimiento extraño, hemos hecho grupos en WhatsApp para estar en comunicación, y por la noche los tranques se levantan, como la Policía no está a nuestro favor, nosotros tenemos que buscar la forma de cuidarnos”, comenta Francisco Valdivia, comerciante.

Valdivia espera que toda la crisis que actualmente enfrenta el país pase pronto; sin embargo, “no volveremos a hacernos los ciegos, vamos a seguir buscando estrategias para proteger el mercado, así se evitarán robos, y más incendios, que estamos seguros la mayoría han sido provocados”, puntualiza.

Apoyo
Los comerciantes esperan que la Policía Nacional durante el día brinde resguardo en el centro de compras, como lo realizaba antes de las protestas, ya que de esa forma los pobladores podrán sentirse más seguros.

Los marchantes del sector ropa, zapatos, artesanías, medicamentos, abarrotes y perecederos que permanecen trabajando, invitan a la población a no tener miedo de entrar al Oriental. “Nosotros estamos para apoyarlos en todo”, manifestó el vendedor Carlos Gutiérrez.

...

Notas Relacionadas