Madre permitía que su hermano violara a sus hijas

El abusador fue detenido y ambos fueron consignados ante un juez de Chapala

dt.common.streams.StreamServer (5)

 

Jalisco, México

Una mujer fue detenida en Jalisco, México, acusada de los delitos de trata de personas, corrupción de menores y abuso sexual, al permitir que su propio hermano violara a las dos hijas de ella, dos niñas de 7 y 12 años de edad, a cambio de dinero.

También el abusador fue detenido y ambos fueron consignados ante un juez de Chapala.

Los detenidos fueron identificados como Edith y Ramiro Gutiérrez Cruz, de 34 y 35 años, quienes viven en la colonia Las Pintitas, en el municipio de El Salto del Estado de Jalisco.

Los niños fueron entregados al Consejo Estatal de Familia y actualmente se encuentran en un albergue. Los hechos signados surgieron a la luz pública cuando la niña de 12 años solicitó el apoyo de policías municipales que pasaron por su calle, a quienes les dijo que su tío abusaba de ella y de su hermana de 7 años, y que su madre lo permitía.

Los agentes aseguraron a las dos pequeñas y a su hermano de 4 años de edad, se dirigieron al domicilio de las menores y detuvieron a Edith Gutiérrez y a Ramiro Gutiérrez, quienes fueron presentados ante el Ministerio Público.

Las dos niñas fueron sometidas a exámenes psicológicos y físicos, con los que peritos del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses establecieron que ambas habían sido víctimas de violencia sexual.

En su declaración, la mamá de las menores indicó que ella trabaja en un bar casi todo el día, por lo que dejaba solos a sus tres hijos.

Reconoció que tenía conocimiento de que su hermano Ramiro, quien vive en la casa contigua, se introducía por las noches a su domicilio para cometer los abusos en contra de las dos pequeñas, y que a cambio de ello él le daba entre 200 y 300 pesos a la semana.

Mientras que el tío de las niñas reconoció ante las autoridades haber abusado sexualmente de las dos niñas en repetidas ocasiones, pero justificó que todo lo hizo con la anuencia de la madre.

Los testimonios de los implicados, así como los señalamientos de las niñas y los exámenes que les practicaron fueron pruebas suficientes con las que el agente del Ministerio Público consignó a Edith y a Ramiro Gutiérrez Cruz ante un juez de Chapala.

Fuente: Tomado de El Heraldo Honduras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

...

Notas Relacionadas