La venganza de un alcalde

Unos 28 baldes llenos de monedas de cinco y un centavo utilizó para saldar la infracción por 4,000 dólares