“Por prudencia”, suspenden vigilia en el Santuario de Nuestro Señor de Esquipulas

Iglesia suspende multitudinaria vigilia en el Santuario Diocesano de Nuestro Señor de Esquipulas y la caminata será el mismo día de la solemnidad religiosa en la que este 2019 será proclamado como el “Año del Espíritu Santo”

cristo negro, suspensión, vigilia, matagalpa, monseñor rolando álvarez

A las solemnidades de Nuestro Señor de Esquipulas acuden anualmente más de 40,000 peregrinos. HOY / Archivo

HOY / Matagalpa

Por primera vez en 24 años, la Diócesis de Matagalpa suspendió, “por prudencia”, la multitudinaria vigilia que cada 14 de enero se realiza en el Santuario Diocesano de Nuestro Señor de Esquipulas, mientras que la también masiva peregrinación hacia ese templo en el municipio de Esquipulas, que se realiza en esa misma fecha, esta vez será el 15 de enero, cuando la Iglesia celebra las solemnidades del llamado Cristo Negro.

Las del Señor de Esquipulas son fiestas a las que anualmente acuden más de 40,000 peregrinos, más del doble de la población total del municipio de Esquipulas. Los cambios para este año fueron realizados “por prudencia y evitar, porque hay gente que puede andar con una mala intención, entonces es bueno ser prudente”, se limitó a explicar el sacerdote Jaime Iván Montesinos, titular de esa parroquia.

Al iniciar su homilía de ayer, monseñor Álvarez explicó que será el 15 de enero, en la fiesta del Señor de Esquipulas, cuando proclamará solemnemente “un año dedicado al Espíritu Santo”, porque considera que “es el Espíritu Santo, como les he dicho en otras ocasiones, el que salvará a Nicaragua y lo hará en un año de intensa oración, porque nuestra esperanza no está puesta en hombres ni en estrategias humanas, sino en el poder de Dios”.

Por su parte, antes de finalizar la misa que presidió ayer domingo en la catedral San Pedro Apóstol, el obispo de la Diócesis de Matagalpa, monseñor Rolando José Álvarez Lagos, anunció a los fieles que “hemos cambiado la dinámica precisamente por prudencia y hemos suspendido la vigilia del 14 de enero”.

Debido a la crisis sociopolítica que atraviesa Nicaragua desde abril de 2018, estos cambios habían sido anunciados en noviembre del mismo año, como parte de las decisiones que en esa ocasión tomaron más de 300 líderes pastorales de todas las parroquias de la diócesis, durante la “Preasamblea diocesana” realizada en Matagalpa.

La peregrinación al Santuario Diocesano de Nuestro Señor de Esquipulas inició en 1994, por el entonces obispo de Matagalpa y actual arzobispo de Managua, cardenal Leopoldo José Brenes Solórzano.

Desde entonces, el 14 de enero de cada año, miles de feligreses caminan desde tres puntos diferentes para, en la noche, permanecer en vigilia hasta el día siguiente que son las solemnidades patronales del municipio.

Sin embargo, para este año, la peregrinación será solo el 15 de enero. Ese día, los feligreses realizarán adoración eucarística a las 7:00 a.m. en los tres puntos de partida tradicionales: comunidad El Rodeo de Muy Muy; comunidad El Cacao, de Darío; y el poblado de San Dionisio.

De esos lugares saldrán las procesiones con Jesús Sacramentado hasta el Santuario de Esquipulas, en recorridos de aproximadamente 16 kilómetros desde cada punto de partida, pretendiendo llegar al mediodía, porque la misa está prevista para la 1:00 p.m. de ese día.

El novenario al Señor de Esquipulas inició este 5 de enero y concluirá el 14. Cada día, a las 5:00 p.m., está programada una misa que presidirá un sacerdote invitado desde distintas parroquias y diócesis y acto seguido, la imagen del Cristo Negro es llevada en procesión hacia distintos barrios.

En cada barrio, diversas familias, llamadas “funcionarios”, reciben la imagen y se encargan de brindar alimentos a los asistentes. Este domingo correspondía a la familia de Gerald Jarquín y a la familia Prado Alarcón.

...

Notas Relacionadas