Ebanista enfrenta juicio por armas que son de su hermano

El acusado cuenta con un poder generalísimo de las propiedades de su pariente, entre ellas las de un rifle calibre 22 y un revólver que le fueron incautadas

Armas

Freddy Gutiérrez, acusado por la Fiscalía de cometer el delito de tenencia ilegal de armas de fuego. HOY/Mynor García

HOY

Por la falta de un testigo, un comisionado de la Policía Nacional, se suspendió el pasado lunes, el juicio que enfrenta Freddy Gutiérrez de 54 años, acusado por la Fiscalía de cometer el delito de tenencia ilegal de armas de fuego. Dos oficiales y dos peritos llegaron a declarar.

Don Freddy, de oficio ebanista, fue capturado el 7 de agosto a eso de las 5:00 p.m. por oficiales de la Policía Nacional, quienes sin orden de allanamiento, se presentaron a la casa del hermano del imputado, Julio Cesar Pérez, en el barrio La Libertad (Diriamba) y ahí encontraron un rifle calibre 22 y un revólver.

El acusado cuenta con un poder generalísimo de las propiedades de su hermano, entre ellas las armas que le fueron incautadas.

“Esas armas le pertenecen a mi tío (Julio Cesar) y él tiene toda la documentación legal”, dijo Humberto Gutiérrez, hijo del procesado.

Se contradijeron

Gutiérrez, quien es militante sandinista, no se explica por qué la Policía quiere involucrar a su padre en ese delito. “El perito de Managua hizo exámenes pertinentes a cada uno de las armas y no se encuentran huellas, ni detonaciones, desde ahí hay inconsistencias”, aseguró.

Según Gutiérrez,  el rifle fue encontrado en un garaje donde hay materiales de construcción y el revólver en el cuarto de su tío.

Wilmer Alemán, abogado defensor, explicó que hubo contradicción entre los testigos que señalaron las características y ubicación de las armas.

“Un policía dice que es escopeta, otro que la encontraron en medio de unas maderas y un tercero en un saco de arena”, expresó Alemán.

“El delito es la posesión del arma, pero a mi representado no le han encontrado nada, porque él estaba en otro sitio. Uno de los oficiales dice que las armas fueron detonadas en contra de la Policía el día en que se levantaron los tranques, pero no hay nada, porque el mismo peritaje del laboratorio de Criminalística dice que no hay huellas, ni detonación”, detalló.

María Auxiliadora Chavarría, titular del Juzgado Local Penal de Diriamba, programó el juicio para el próximo lunes 3 de septiembre. A los medios de comunicación no se les permitió el ingreso ni a las instalaciones del tribunal.

...

Notas Relacionadas