Aprenda a perdonar

Cómo debemos manejar el resentimiento acumulado

HOY/Archivo

Todo resentido es un rabioso que no manejó adecuadamente su ira. En una familia, dos hermanos educados bajo el mismo techo con poca diferencia de edad, uno es rencoroso y el otro no. El resentido sintió rabia y no pudo gestionarla. Ante los mismos hechos el otro hermano no le dio importancia y no generó ira.

El rencor puede desaparecer o aumentar. La única forma es dejar de lado sentimientos negativos aprendiendo a perdonar.

Cómo mejorar

El rencor o resentimiento es rabia acumulada durante mucho tiempo. Es un sentimiento muy intenso y persistente. Se forma cuando el niño, el joven, el adulto, se enoja con alguien por algo, lo reprime sin expresarlo. A veces crece tanto que el rencoroso lo siente como insoportable y le causa mucho sufrimiento hasta llegar a enfermarse.

Perdonar no es olvidar, es disminuir el dolor. Esto se ve en las infidelidades, algunos personas pueden a pesar de la rabia y frustración perdonar, ir a terapia de pareja y ver cómo se puede mejorar su relación y así empezar otra etapa. Otras personas acumulan mucha rabia, buscan venganza, chantaje emocional, culpabilizar y la pareja sufre junto con los hijos que presencian las tensiones.

Aprenda a evitar el rencor

Acordarse solamente de eventos positivos del pasado. Tratar de no pensar en lo que te provocó rabia. No pensar que todo fue hecho en contra tuya pues aumento la rabia, no ver intencionalidad en hechos dolorosos.

Perdonar es ponerse en el lugar del otro y tratar de entender las razones que lo llevaron a cometer determinada acción. No utilizar la venganza pues es un sentimiento destructivo que busca obtener la reparación de un daño, pero que lejos de saciar esa necesidad, contribuye a generar más resentimiento entre las partes.

El perdón es una opción personal como lo es seguir amarrado a un sentimiento de rencor que lo único que genera es un desgaste físico y emocional. Es imposible cambiar el pasado y el futuro es siempre incierto, lo único que tenemos es el presente y es elección personal de cada uno elegir qué rumbo quiere seguir.

Por eso es tan importante conectarnos y aceptar la rabia, para luego expresarla a través de palabras y así evitar transformarla en rencor. Si tenés rencor hacia tus padres, hijos o un ex, consulta a un psicólogo para elaborar lo que te sucedió. Los rencores más fuertes son entre padres e hijos y con las exparejas.

...

Notas Relacionadas