Griselda Rojas lista para mostrar su poder en el Juego de Estrellas del beisbol femenino

El sueño de Griselda Rojas es ser parte de una selección nacional de beisbol femenino, en un futuro no tan lejano y además que hayan academias de beisbol para niñas.

Griselda Rojas, del equipo Reales de Managua. Foto Cortesía Bismarck Picado.

HOY

Pese a los días malos, que todo atleta tiene, lo cierto es que cuando Griselda de los Ángeles Rojas Flores, del equipo Reales de Managua, está en la caja de bateo es imposible pase desapercibida por el poder natural en sus muñecas.

La muchacha de 23 años de edad será parte del Juego de Estrellas de la I Liga de Beisbol Femenina, que se realizará el 12 de agosto en el campo San Luis, de Managua, desde las 9:00 a.m.

Ese día, Griselda militará con el conjunto Azul, que será dirigido por Efraín Avendaño.

Griselda, originaria de San Francisco Libre, un municipio pde Managua, cuenta que antes jugaba softbol, disciplina que le permitió representar a Nicaragua en Guatemala hace dos años.

“Entro al conjunto Reales luego que escribí a la página oficial del equipo. Me pareció interesante practicar beisbol. Hablé con el dueño de las Reales, Luis López, le dije que si podía sumarme a los entrenamientos y llegué una tarde al campo San Luis y ahí el entrenador me dijo que tenía cualidades para estar en el equipo”, relató Griselda.

Para entonces, Carlos Silva, era el entrenador de Reales, actualmente es Karina Reyes y Giovanny Morales.

“Pese a ser el beisbol el deporte rey en Nicaragua, nunca se había visto que las mujeres practicaran y jugaran beisbol. Esto es algo único, es bonito”, confesó Rojas.

Griselda cuenta sentir muchas sensaciones una vez está con el madero.

“Es una sensación única, es la oportunidad que todas tenemos de que la gente nos conozca, solo quiero darle duro a la pelot a”, dice Rojas, de posición parador en corto y utility.

Rojas también ha lanzado esta temporada.

Grandes sueños

Con la Liga de Beisbol Fememina, organizada por la Asociación Departamental de Beisbol de Managua (Adebam), las ilusiones han aumentado, asegura Rojas.

“Con esta liga he visto mucho entusiasmo donde jugamos. Las chavalas se acercan y nos dicen que les gusta el equipo y que quieren formar parte del conjunto”, contó Rojas.

Sin embargo, Rojas cuenta que hay una realidad que no se puede negar.

“El problema que el proceso para aprender beisbol es mayor porque muchas muchachas no saben ni agarrar un bate, en mi caso me costó menos porque había jugado softbol, sin embargo, cuando hay motivación y entusiasmo por aprender se puede lograr más rápido”, expresó Griselda.

En marzo del presente año, la Federación Nicaragüense de Beisbol Asociada (Feniba) organizó un Torneo Invitacional de Beisbol Femenino, en el cual Reales se coronó campeona.

“Tras ese torneo, Feniba dijo que organizaría un evento nacional. Ojalá se realice ya que en diversos departamentos hay equipos de beisbol femenino con León, Estelí, Matagalpa”, manifestó Rojas.

El sueño de Griselda es ser parte de una selección nacional de beisbol femenino, en un futuro no tan lejano y además que hayan academias de beisbol para niñas.

Más

Griselda Rojas es soltera.

Hace años por diversos problemas tuvo que dejar la universidad en donde estudiaba primer año de la carrera de Contabilidad, en Managua.

Sus padres son María Flores y Leonel Rojas, quienes la apoyan de manera incondicional además de sus cuatro hermanos.

...

Notas Relacionadas