Familias de Boaco celebran a Santiago Apóstol

Llaman a que fiesta sea más religiosa y piden por la paz

santiago, boaco, ciudad, dos pisos, celebración, familias

Luego de la visita a la casa de los Pérez Martínez, inicia la última procesión de Santiago, posteriormente se da la subida de la imagen. HOY / Melvin Rodríguez

HOY / Boaco

Desde una esquina Connie Pérez Martínez dirige al batallón de personas en su cocina, quienes sin descanso trabajan en equipo preparando los alimentos y las bebidas que más tarde entregarán a los feligreses boaqueños que acompañarán la imagen del Apóstol Santiago, en la última procesión de las fiestas en su honor.

Hace 36 años que la familia Pérez Martínez dedica los 31 de julio al servicio del patrono. Muestra de fe y devoción que les fue heredada por doña Socorro Martínez Dinarte, quien empezó la tradición y murió hace dos años.

La tradición la inició mi mamá, ella hace 36 años que empezó con la devoción, no fue ninguna promesa, lo hizo por devoción, es algo que nos heredó”. Connie Pérez Martínez, feligresa de Santiago.

Connie relató que la familia se prepara todo el año para las celebraciones de Santiago, con sacrificio compran algunos cerdos para engordarlos y ajustan para los músicos que acompañan la procesión.

“Esa es la forma que tenemos de rendirle homenaje a Santiago, porque él decía en sus cartas, que una fe sin obras es una fe muerta. Pienso que nosotros contribuimos con nuestro homenaje de esta forma a nuestro patrono Santiago, aquí trabajamos toda la familia para hacer posible este día”, agregó.

Unidad

Para Amelia Pérez Martínez, dicha celebración en honor al patrono ha logrado que la familia siga unida, pese a la muerte de su mamá. “Lo primordial que nosotros pedimos es que la familia se mantenga unida, que estemos en paz y con vida”, dijo.

Asimismo, señaló que Santiago ha protegido a la Ciudad de Dos Pisos de la situación convulsa que vive el país.

“No ha habido tantos (enfrentamientos) como en otros departamentos, hemos estado en constante oración por las familias nicaragüenses, por la verdadera paz y la verdadera justicia en Nicaragua. Estas fiestas tienen que ser religiosas, nuestro sacerdote ha dicho que no deben ser fiestas paganas, que no tenemos nada que celebrar, pero es una fiesta religiosa en honor al Apóstol Santiago, a la fe por todo lo que nos ha dado este año y para pedirle por la paz de Nicaragua”, concluyó.

...

Notas Relacionadas