¡Me oriné!

¿Es normal que los pequeños mojen la cama mientras duermen? Entérese aquí

HOY/Istockphotos.com

Cuando se es niño, todos nos orinamos, incluso cuando estamos dormidos, algo normal, pero si el pequeño ha crecido, ya pasa los cinco años y aún no logra cambiar estos hábitos, posiblemente padezca de enuresis (micción involuntaria).

Esta se produce por un déficit de secreción nocturna de una hormona llamada vasopresina o ADH, o bien por un retardo en la maduración de la vejiga de estos niños. Ambas causas suponen el 90 por ciento de los casos que los psicólogos encuentran en la consulta. Solo en el 10 por ciento de los casos el origen es un trastorno psicológico.

Actualmente, un 15 por ciento de los niños de 5 años mojan la cama y un 7 por ciento de los niños de 10 años también sufre el mismo problema.

HOY/Istockphotos.com

Juan Carlos Ruiz de la Roja, urólogo, director del Instituto Urológico Madrileño y presidente de la Asociación Española contra la Enuresis (AEE), aconseja a los padres de familia que nunca hay que regañar ni castigar a los niños, ya que no se orinan porque quieren. Por lo tanto, “hay que ser comprensivos con ellos y llevarlos al lugar donde pueden resolver su problema, ya sea con tratamiento. Soluciones como los castigos solo alargan y empeoran un problema que se podría controlar y prevenir sin complicaciones”, indica.

Añade que en muchos casos, los padres hacen justo lo que no deberían hacer: levantar al pequeño varias veces en la noche para que acuda al baño, lo que supone un suplicio para todos. Mucho apoyo y más comprensión y paciencia son la mejor manera de ayudar al niño.

Problemas psicológicos

¿Qué puede generar la falta de un diagnóstico y de un tratamiento adecuado para el niño con enuresis?

Suele llevar a estos niños a un grado de insatisfacción y falta de integración con respecto al resto de los niños de su edad. En muchas ocasiones, estos niños pueden acabar padeciendo problemas psicológicos, inseguridad, baja autoestima, depresión o ansiedad.

¿Cómo puede influir la enuresis en la vida del niño, dentro y fuera de casa?

La falta de diagnóstico de estos niños puede derivar en problemas psicológicos, que se pueden traducir en un menor rendimiento escolar, o en un carácter más introvertido. Los niños evitan ir a campamentos con sus amigos o quedarse a dormir en casa de sus amigos, por miedo a que su problema sea descubierto. La enuresis causa efectos negativos en la socialización de los más pequeños.

Tratamiento

La enuresis es un problema de fácil tratamiento y que se puede curar en un breve espacio de tiempo. El tratamiento es básicamente farmacológico, pero también hay que seguir medidas conductuales. La clave está en seguir al pie de la letra el consejo médico.

...

Notas Relacionadas