Se rinde a la muerte repartidor de gas que fue baleado por delincuentes

Sujetos llegaron a liberar a un elemento capturado tras cometer asalto. Nueve personas resultaron heridas

Delincuentes

James Chacón Somoza dejó dos niños en la orfandad. HOY/CORTESÍA

HOY

La balacera que protagonizaron sujetos en el barrio Enrique Smith, el pasado 12 de junio, cobró otra vida. Se trata de James Yarot Chacón Somoza, de 34 años, quien recibió un disparo en la cabeza y también le dejaron caer una piedra. Permanecía delicado en el Hospital Antonio Lenín Fonseca y falleció el domingo.

Chacón se desempeñaba como repartidor de gas butano, y dejó en la orfandad a una niña de 9 años y a un niño de año y medio. “Le daban cinco por ciento de probabilidades de vida”, informó una familiar.

El detonante

El día de la balacera sujetos que presuntamente son integrantes de la agrupación los Babys, asaltaron a un cobrador de una pequeña empresa que distribuye espejos y electrodomésticos.

Los propietarios del negocio capturaron a uno de los sujetos, lo desnudaron, amarraron y golpearon. Chacón habría intervenido para que no siguieran agrediendo al sujeto.

A los minutos, sujetos armados y encapuchados llegaron a liberar al delincuente, y realizaron disparos. Como resultado nueve personas fueron heridas, entre ellas Chacón, quien habría intercedido por el delincuente. En la balacera también falleció el vendedor de cajetas Roberto Pablo Corea.

...

Notas Relacionadas