Solano atrapa título y Fonseca puso a todos de pie con tremendo nocaut

Era una revancha para limar diferencias, pero Solano volvió a inclinar la balanza con una buena dosis de aguante, golpeo incesante y determinación.

Marvin Solano con el título Latino de las 115 libras del CMB tras noquear técnicamente a Jordan Escobar. HOY/ Bayron Saavedra.

Reza un dicho popular que tanto va el agua a la piedra hasta que un día la rompe. Un desenlace parecido tuvo la tarde de este sábado el combate a través del cual Marvin Solano se convirtió en campeón Latino de las 115 libras del CMB, noqueando por la vía técnica en siete asaltos a un Jordan Escobar envalentonado y duro de caer.

Se trataba de una revancha para limar diferencias, pero Solano volvió a inclinar la balanza a su favor con una buena dosis de aguante, golpeo incesante y determinación para no dejarse arrebatar el dominio de las acciones, como en ese segundo round en que Escobar le conectó un derechazo al mentón que le aflojó las rodillas.

Sobrevivir es parte del juego. A Solano le dio respiro la campana y aun cuando Escobar insistió en el inicio del tercero, usó sus desplazamientos para escapar, aprovechando su alcance, largas combinaciones, y siguió adelante con su estrategia de hostigamiento, logrando convencer a los jueces. No había que esperar un golpe fulminante de su parte, ya que carece del factor pegada.

El combate tuvo ese ritmo hasta que el referí detuvo las acciones, mientras que ahora Rosendo Álvarez, manejador de Solano, ve probable el aterrizaje del muchacho en suelo estadounidense, específicamente en Miami, por medio de la promotora All Star Boxing, que le ha clavado la mirada.

Tras la victoria, Solano mejoró su registro a 21 victorias, dos derrotas, un empate y ocho nocauts. Por su parte, Escobar sumó su sexta derrota, contra doce triunfos y dos empates.

¡Brutal KO!

Quien aportó el dramatismo a la velada fue el nica que creció en Costa Rica, Freddy Fonseca, que dio muestras del poder que acompaña a sus puños al poner a “dormir” en dos asaltos a Moisés Olivas en el combate semiestelar de la función que montó la promotora Búfalo Boxing en el gimnasio Nicarao.

Después de un primer episodio de estudio, Fonseca pisó el acelerador y después de una finta le acomodó un recto de izquierda en la mandíbula que depositó a Olivas en una de las esquinas, sin posibilidades de levantarse, firmando así su exitoso debut como nuevo miembro de la empresa que dirigen Rosendo Álvarez y su esposa Ruth Rodríguez.

Fonseca mejoró sus números a 23 triunfos, dos reveses y 15 retirados por la vía del cloroformo.

Freddy Fonseca (derecha) y Moisés Olivas. HOY/ Bayron Saavedra.

...

Notas Relacionadas