Disfrute el sexo en la menopausia

La mujer debe tomar de forma natural esta etapa y gozar al máximo con su pareja de la sexualidad

La etapa de la menopausia no debe ser el fin de la vida sexual. HOY/Thinkstockphotos.com

Así como le llega a las mujeres la menstruación, dice adiós… A esta etapa se le conoce como menopausia, un acontecimiento en la historia personal de cada mujer en la que interviene una serie de cambios hormonales que van a provocar alteraciones de gran repercusión en su fisiología corporal.

Por suerte, las connotaciones negativas están en declive. Aquellas que hasta hace poco tiempo relataban la llegada a esta situación como la transición a dos hechos dramáticos: el comienzo de la vejez y la imposibilidad de la maternidad. Hoy, en pleno siglo XXI, los papeles han cambiado. La mujer ha de vivir la menopausia como una etapa natural, que le ofrece nuevas posibilidades y le permite gozar de la sexualidad sin tomar precauciones para evitar un embarazo no deseado.

No es lo mismo

Con frecuencia se utilizan como sinónimos las palabras menopausia y climaterio, aunque su significado no es el mismo. Menopausia se refiere específicamente al momento en que cesa la menstruación, que se presenta a una edad aproximada de 50 años (dos años antes o dos después). Si aparece antes de los 40 años, hablamos de menopausia precoz, y de menopausia tardía cuando se retrasa hasta después de los 55. Y climaterio hace referencia al período anterior y posterior a la presentación de la menopausia y tiene una duración que oscila entre 5 y 15 años.

La función ovárica no se interrumpe de forma brusca, sino que, por lo general, disminuye con lentitud. Con la pérdida de esta función, hay un descenso de estrógenos, que es el motivo de la irregularidad de los ciclos menstruales y de su retirada (fecha de la menopausia). De un modo genérico podemos denominar como síntomas propios del climaterio los sofocos y sudación, la disminución de la masa ósea y la atrofia urogenital.

Una etapa más

La menopausia y el climaterio suponen solo el final de la capacidad reproductiva, pero la vida erótica y sexual no termina con ellos.

Son una etapa más de la vida que se puede disfrutar con plenitud, manteniendo una óptima salud sexual, gozando del sexo, del amor y la pasión.

Muchas mujeres disfrutan más intensamente de su actividad sexual en este período porque pierden el miedo al embarazo y es fácil que la relación de pareja mejore, puesto que los cambios experimentados en el hombre modifican su “urgente impulso sexual” e invierten más tiempo en realizar caricias a su pareja.

Síntomas del climaterio

Los sofocos. Aparecen en los dos años posteriores a la menopausia, pero en el 25 por ciento de las mujeres pueden persistir hasta 5 años o más. Se experimentan como repentinas e inesperadas explosiones de calor que la mayoría de las mujeres localiza en los brazos, el pecho, la cara y el cuello. Cuando ocurren de noche (sofocos nocturnos) pueden dificultar el sueño y provocar cansancio desde el inicio del día e irritabilidad. Pérdida de masa ósea.

La osteoporosis afecta a un gran número de mujeres y provoca aumento de la fragilidad ósea y es, en gran medida, responsable de las numerosas fracturas que suceden en esta época, sobre todo de cadera, columna y muñeca.

Atrofia y sequedad de la mucosa vaginal con acortamiento y estrechamiento de dicho órgano. Esto puede provocar dolor durante el coito (dispareunia) y descenso acusado de la actividad sexual. Sin embargo, numerosos estudios han demostrado que la mujer antes de la menopausia ha disfrutado de una sexualidad placentera y la ha seguido manteniendo a lo largo del climaterio consigue una buena lubricación vaginal, puesto que la propia actividad optimiza la circulación vaginal.

Tips para disfrutar del sexo en esta etapa

La disminución del deseo sexual es uno de los síntomas de la menopausia; sin embargo, una investigación de la Universidad Duke sugiere que en este período las mujeres disfrutan más de las relaciones sexuales. Para ello:

1. Lleva un estilo de vida saludable. Realiza ejercicio y procura una alimentación balanceada, mejora tu autoestima y reduce el riesgo de padecer trastornos de la menopausia que influyen negativamente en tu vida sexual, como la sequedad vaginal.

2. Sal de la rutina: Planea una cena romántica, reserva una habitación de hotel, prepara un baile exótico, etc., el límite es tu imaginación. De esta forma, reenciendes la pasión y mejoras tu vida sexual.

3. Platica con tu pareja: La comunicación en una pareja es fundamental, sobre todo cuando se producen cambios físicos o psíquicos. De esta forma, la otra persona puede entender lo que sucede en tu cuerpo y ayudarte a solucionar cualquier problema.

4. Sé creativa: El sexo no es solo coito, existen muchas formas de conseguir placer. Puedes intentar con técnicas de masajes y literatura erótica para consentir a tu pareja.

5. Olvídate del pasado: Muchas veces la pérdida del apetito sexual tras la menopausia se debe a la existencia de problemas con la pareja. Si es tu caso, habla con tu pareja de aquello que te molesta y de cierta forma te lastima. De esta forma mejoras la comunicación y tu vida sexual. La menopausia es un proceso natural de la mujer y como tal debes de vivirlo, no es una enfermedad ni mucho menos una limitante para seguir disfrutando de una vida sexual plena.

...

Notas Relacionadas