Portada_Super_Banner_P_Section_1

De  “absurda” califican tesis sobre bala que mató al periodista Gahona

El abogado Chavarría le hizo saber al juez Henry Morales que la acusación de la Fiscalía está plagada de inconsistencias.

Ambos acusados fueron asistidos ayer (en la audiencia preliminar) por el abogado Carlos Chavarría. Alejandro Flores

Ambos acusados fueron asistidos ayer (en la audiencia preliminar) por el abogado Carlos Chavarría. Alejandro Flores

El abogado defensor de dos jóvenes que están siendo acusados del asesinato del periodista Ángel Eduardo Gahona López, de 42 años, así como de otros ilícitos, dijo que los muchachos son inocentes y que la tesis que la Fiscalía está presentando en la acusación es de las más absurdas.

“Entonces a nadie van a engañar (la Fiscalía) (…) Ustedes pueden ver que adolece de un sinnúmero de circunstancias de como realmente fueron los hechos; parece que quieren encontrar a toda costa un culpable. Nosotros exigimos que se vayan más a fondo en las investigaciones. Si hay un hecho delictivo, hay que investigar, pero no se puede ir a costa de estos jóvenes”, exigió el abogado Carlos Chavarría, defensa de ambos procesados.

Según la Fiscalía, Brandon Cristofer Lovo Tayler es la persona que disparó con un arma de fabricación artesanal (facilitada por el acusado Glen Abraham Slate), a una distancia aproximadamente de 69 metros, hacia los oficiales de la Policía Nacional que resguardaban el orden público a eso de las 6:30 de la tarde del 21 de abril de 2018 en Bluefields, en el Caribe Sur.

Los perdigones del disparo, por la expansión, fuerza y velocidad, impactaron en el tórax (lado izquierdo), antebrazo derecho y el lado derecho de la cabeza de la víctima, el periodista Ángel Gahona, quien falleció al instante. Los perdigones también lesionaron en el abdomen al policía Carlos Rodríguez López y pusieron en peligro la vida de otras siete personas, detalla la acusación.

“Acusación de mentira”

El abogado Chavarría le hizo saber al juez Henry Morales que la acusación de la Fiscalía está plagada de inconsistencias y que con un perito de balística va a demostrar que los jóvenes procesados no participaron en los hechos que les están imputando y mucho menos que Brandon haya disparado al periodista Gahona.

“Dicen que el disparo lo ejecutó (Brandon) aproximadamente a 80 metros de donde falleció el periodista (Ángel Gahona), y una escopeta no tiene ese alcance, más si es una artesanal (arma hechiza)”, refutó el abogado Chavarría, quien argumentó que el alcance que tiene una escopeta (arma hechiza) es de 30 metros de distancia.

“Yo ya le di las explicaciones al juez que cualquiera que estuvo en la vida militar —en los años ochenta— sabe que el alcance efectivo de una escopeta es de 30 metros (de distancia)… Después de los 30 metros, el viento le merma la velocidad y pierde la capacidad (los perdigones)”, explicó Chavarría.
El defensor aclaró que ninguno de los jóvenes acusados tienen antecedentes penales. “Jamás habían sido sujeto de delito alguno”, sostuvo Chavarría.

A pesar de los alegatos de la defensa, el juez Sexto Distrito Penal de Audiencia, Henry Morales, admitió la acusación y decretó la prisión preventiva a los dos procesados. Remitió a Medicina Legal a Brandon, porque según el abogado Chavarría recibió un disparo el día que se dio la muerte del periodista.

Los delitos de la Fiscalía

El ente acusador señala a Brandon Lovo como autor del asesinato del periodista Ángel Gahona, asesinato en grado de frustración en perjuicio del policía Carlos Rodríguez, así como por el delito de exposición y abandono de personas en perjuicio de seis (entre estudiantes y profesionales), además de portación o tenencia de armas de fuego.

En el caso de Glen Abraham Slate, fue acusado como cooperador necesario del asesinato del periodista Gahona y asesinato en grado de frustración del oficial Rodríguez, y de exposición y abandono de personas. No fue acusado por portación de arma de fuego.

Disparos certeros

06 de mayo: murió Kevin Dávila López, luego de pasar quince días en coma, por haber recibido un disparo en la cabeza el pasado 21 de abril en las manifestaciones y los enfrentamientos entre estudiantes y antimotines.

20 de abril: murió de un disparo en su frente el joven menor de edad Carlos Bonilla López, quien estudiaba en la Universidad de Ingeniería (UNI). Su muerte se dio durante los enfrentamientos con la Policía y fuerzas antidisturbios en el municipio de Ciudad Sandino.

20 de abril: Marlon Manasés Martínez Ramírez murió también de un disparo en la cabeza que le dieron durante los enfrentamientos en el sector de la Avenida Universitaria.

20 de abril: Franco Alexander Valdivia Machado tenía 24 años de edad y estudiaba tercer año de Derecho. Recibió un tiro en la cabeza. La bala penetró a la altura de uno de sus ojos. La agresión contra este joven fue durante las manifestaciones en el municipio de Estelí.

Durante la conferencia, el hermano de Gahona se mostró molesto por el atropello a la justicia en el caso de su hermano. Yaosca reyes
Durante la conferencia, el hermano de Gahona se mostró molesto por el atropello a la justicia en el caso de su hermano.
Yaosca reyes

“Fiscalía demostró que no es confiable”

Juan Carlos Gahona, hermano del periodista Ángel Gahona, dijo en una conferencia de prensa realizada este martes en el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), que el Ministerio Público no notificó a la familia la realización de la audiencia preliminar contra los supuestos asesinos de su hermano.

Refirió que esta mala acción, ha despertado descontento en todos sus parientes. Dijo también que había “un atropello a la justicia”, por lo que acusarán al Estado de Nicaragua ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

“Agotaremos todos los recursos posibles para que el crimen no quede impune. Nicaragua quiere saber la verdad. El mundo quiere saber la verdad”, manifestó visiblemente molesto.

Detalló, que los jóvenes llevados a la audiencia no son los responsables del asesinato y aseguró no entender en qué se basó la Fiscalía para acusarlos.

“Nosotros no conocemos el documento acusatorio, no hay expedientes, no se nos llamó. ¿Por qué hacen esto herméticamente? ¿Por qué nos excluyen?”, reclamó.

Aseguró que las autoridades tratan de ocultar a alguien y opinó que si las investigaciones hubieran sido profesionales, ya el caso de su hermano habría sido resuelto.

“El caso es simple. No es complicado; ese día Ángel estaba rodeado de policías, solo deben buscar el ángulo de tiro, quiénes son los que andaban escopetas. En 24 horas eso habría estado resuelto, pero, aquí hay un trasfondo mayor”, acusó.

El hermano del periodista destacó que otro de los indicadores de un mal trabajo investigativo por parte de la Policía es el hecho de que en ningún momento se nombró al comisionado mayor Manuel Valle, que ese sábado 21 de abril, estaba “a escasos cuatro metros del periodista”. “Él por lo menos tiene que saber, él oyó de dónde salió el tiro, pero no dice nada”.

Apoyo

Gonzalo Carrión, asesor legar del Cenidh, expuso que en este caso, la Fiscalía demostró que no son confiables. por tanto, no se garantiza que en los otros asesinatos se haga justicia.

“Están haciendo las cosas mal. Cometieron un error grave al anular los derechos y las garantías de la familia doliente. Cerraron puertas, negaron la presencia de periodistas”, apuntó.

También, refirió que como organismo defensor de los derechos humanos el Cenidh, seguirá brindándole apoyo a la familia del periodista.

Mencionó que el caso, debió ser tratado en Bluefields y no en Managua. “La familia de Gahona está allá, estarse trasladando para estas cosas, que hacen la audiencia, que no la hacen; les provoca un descontrol. Los afecta emocionalmente y económicamente. Es un atropello”, concluyó.

Hay miedo en Bluefields

La periodista Ileana Lacayo Ortiz interpuso ayer en esta ciudad, un Recurso de Amparo, por sentirse amenazada con el rumbo de las investigaciones policiales sobre el asesinato de Gahona.

Igual que Lacayo, otros comunicadores y ciudadanos, dijeron que la acción de la Policía y la Fiscalía con los crímenes de abril, en vez de darles tranquilidad, los mantiene en zozobra.

“Me preocupa terriblemente tal situación, pues es palpable la persecución que existe en mi contra al punto de invadir mi privacidad, ataques por las redes sociales, por simpatizantes del partido de Gobierno y más por el hecho de que el Ministerio Público y la Policía Nacional con la carencia de la objetividad que la Ley les ordena, están preparando el camino para involucrarme en hechos delictivos siendo latente que sea detenida en cualquier momento”, se lee en el escrito de la periodista, que tramitó su abogada Martha Lizeth Barrillas García, en las oficinas del complejo judicial de Bluefields con carácter de urgencia.

Encubridores

El recurso es contra el comisionado Luis Manuel Corea Valle, jefe de la Policía, y la fiscal regional Soraya Ramírez.

Lacayo Ortiz ha sido víctima de amenazas y hostigamiento por las redes sociales y en su casa de habitación. En el documento, la periodista explica a los miembros del Tribunal de Apelaciones cómo se dieron los hechos cuando fue abatido el periodista Ángel Eduardo Gahona López, el 21 de abril, cuando realizaba una transmisión en vivo de daños ocasionados cerca del palacio municipal.

También explica que los periodistas que fueron llamados a declarar, fueron inducidos para identificarla a ella como la responsable de las protestas contra las reformas del INSS en Bluefields, con lo que quieren justificar de esa manera su detención.

...

Notas Relacionadas