Comercio hace un pequeño “alto”

Los comerciantes afectados aseguran que como sea se levantarán de la tragedia

Los marchantes aledaños a la zona del incendio se llevaron su mercadería por temor a saqueos u otro tipo de desgracia. HOY/FOTO: Manuel Esquivel

HOY

La mayoría de comerciantes aledaños a la Zona Dos, donde ocurrió el siniestro el pasado domingo 29 de abril, prefirieron el día de ayer, llevarse toda su mercadería a sus hogares, pues no se sienten seguros en el centro de compras.

Según Nicky Saúl Soza, comerciante en el Oriental desde hace más de 10 años, apenas se enteró de lo que estaba pasando, se dirigió al centro de compras para sacar su mercadería antes que las llamas se propagaran, sin embargo, no logró salvarse del saqueo.

“Cuando vine miembros de la Policía Nacional estaban rondando el tramo, ya estaba con la cortina desprendida y los candados en el suelo. Los comerciantes que ya me conocen le dieron fe a los guardias que yo era el dueño del tramo, y así me dieron el acceso, revise todo y me di cuenta que me robaron cuatro cadenas en cada una alcanzan 10 pares de zapatos, se me llevaron de todas las marcas”, señala Soza.

Por precaución

HOY/FOTO: Manuel Esquivel

Por su parte Mirna de los Ángeles López, empezó a llevarse su mercadería desde el mismo día que ocurrió el incendio. Asegura que prefiere buscar la forma de ganarse la vida desde su hogar, antes que exponerse a que le roben lo que tanto le ha costado.

“Ya no podemos estar tranquilos, no se puede seguir en este mercado, sino es una cosa, es otra, o nos quemamos, o nos roban, no da gusto trabajar, llevó 23 años aquí y jamás había sentido tanto temor como lo siento ahora, mejor espero que las cosas cambien, mientras tanto que se haga la voluntad de Dios, nuestro padre es el mayor testigo de todo lo que pasa cada comerciante para poder mantenerse y lograr la estabilidad en las familias”, cuenta López.

Otra comerciante que prefirió llevarse su mercadería es Mayra López, quien fue víctima de saqueo en el incendio del pasado 27 de diciembre en el sector de las carnes y artesanías.

“Se me llevaron toda mi mercadería, yo vendo ropa para niños, tenía pacas que no tenían ni dos días de estar abiertas, me dejaron barrido el tramo -en el incendio pasado-, tuve que hacer préstamos para volver a levantarme, fue muy duro, ya con este incendio quisieron hacer lo mismo, pero venimos a tiempo, encontré los candados en mal estado, pero no se me llevaron nada, empaque y me lo lleve, no voy a permitirle a nadie que se me vuelvan a llevar lo que es mío, que me ha costado muchos años de lucha y esfuerzo”, indica López.

Comisión

La mayoría de comerciantes de la zona, han optado por cerrar sus tramos mientras la situación se normaliza, sin embargo, los que van a quedarse en la lucha, aseguran que harán una comisión de seguridad para resguardar el mercado sobretodo por la noche.

“Vamos a formar grupos de unos 20 comerciantes, la seguridad debe de ser primordial, ya no podemos seguir confiando en nadie, yo sé que todos nos vamos a unir, estaremos aquí el tiempo que sea necesario mientras todo pasa, porque no podemos seguir permitiendo esto, la gente se aprovecha, quieren venir a tomar las cosas ajenas de forma fácil y eso no puede ser así, en ese sentido me gustaría que las autoridades nos apoyen, y que después de este capítulo amargo, formen comisiones más formales que ayuden a la estabilidad del Oriental”, subraya Carlos Jarquín, comerciante de ropa usada en el centro de compras desde hace más de 15 años.

 

...

Notas Relacionadas