Realizan Misa Crismal en Matagalpa

En esta liturgia se bendice el óleo que es usado en los bautizos; confirmación, consagraciones de altares e iglesias y para ungir a los enfermos.

Instantes en que el obispo de Matagalpa, junto al clero de la Diócesis, bendicen el crisma y el óleo de los catecúmenos, durante la misa crismal de este Jueves Santo en la catedral San Pedro Apóstol de Matagalpa. HOY/Foto: Luis Eduardo Martínez

Todo el clero de la Diócesis de Matagalpa renovó sus votos sacerdotales durante la Misa Crismal de este Jueves Santo, 29 de marzo, presidida por monseñor Rolando José Álvarez Lagos, quien los alentó a seguir acompañando al pueblo.

Monseñor Álvarez, quien el 2 de abril cumplirá siete años investido como el noveno obispo de la Diócesis, explicó que si bien la Misa Crismal “tiene una gran preeminencia para nosotros sacerdotes, toda la iglesia diocesana es partícipe porque esta es la misa de la unción, de los ungidos, de los cristianos”.

El obispo reflexionó que la vocación sacerdotal “termina siendo nuestra cruz”, cuando en ocasiones el clero sufre de persecuciones o críticas, sin embargo, destacó que además les ofrece muchas alegrías.

“Nuestro pueblo agradece cuando el Evangelio que predicamos llega a la vida cotidiana, porque sabe que su sacerdote conoce de sus penas y alegrías, con sus angustias y sus esperanzas…”, señaló el obispo.

Además los alentó a que “sigamos acompañando a nuestro pueblo queridísimos (sacerdotes), que en realidad no es nuestro, es el pueblo de Dios que Él mismo, en un acto de profunda confianza nos ha confiado, sigamos acompañando a este pueblo…”.

La vida sacerdotal, según el obispo, “no es un momento, es la vida que se entrega y no se vende por un plato de lentejas o por 30 monedas de plata.”

Ante los feligreses que colmaron la Catedral San Pedro Apóstol, el obispo Álvarez bendijo el óleo de los catecúmenos, usado en los bautizos; el crisma, en el bautismo y confirmación, así como en las consagraciones episcopales, ordenaciones sacerdotales y dedicación de nuevas iglesias; y también bendijo el óleo utilizado en la unción de los enfermos.

Durante la ceremonia religiosa, los coordinadores de las 27 parroquias de la Diócesis entregaron sus planes pastorales del año litúrgico.

...

Notas Relacionadas