Viajar con mi mascota, ¿placer o estrés?

Si las distancias son cortas, puede administrarle sedantes antes de partir, pero si son largas nada hacemos con ello.

HOY/Istockphotos.com

 

HOY

Viajar… es lindo viajar, claro que sí, llegar a otros países, conocer el mundo, nuevos lugares, pero cuando quiero viajar con mi mascota, puede volverse una complicación o un estrés de índole descomunal. ¿Cuáles son los requisitos legales para poder viajar con mi mascota?

Lo primero que debemos tener claro son los requisitos legales para que nuestra mascota pueda salir del país, esto dependerá mucho de a dónde o hacia dónde quiero ir… ¿por qué? Porque no todos los países tienen las mismas exigencias… sobre todo, cuando hablamos de la Unión Europea y los diversos países que la integran. No obstante, hay un requisito legal, sanitario, que todos exigen sin miramientos ni compasión, toda mascota que viaje desde Nicaragua a cualquier lugar del mundo debe estar vacunada contra la rabia por lo menos treinta días antes de viajar.

Si usted tiene su mascota en buen estado de salud, y con la vacuna antirrábica al día, y quiere viajar hacia Norteamérica, Sudamérica, Centroamérica, África, Oceanía o Asia, solo visite a su veterinario (que esté debidamente registrado ante IPSA), y este le extenderá un certificado de salud para exportación, el cual se tramitará ante IPSA y Cetrex, logrando la visa de salida en no más de 48 horas.

Pero, siempre hay un pero, si usted quiere viajar a Europa, es más complicado, por un lado, estos exigen un certificado de libre de antígenos virales rábicos, que solo lo hacen en Estados Unidos, por lo que su veterinario debe enviar una muestra de sangre a EE.UU. y esperar entre 45 y 60 días que le extiendan el certificado de libre de antígenos virales… esto evidentemente, encarece muchísimo la documentación legal para viajar, a la vez de demorar un mínimo de un par de meses la tramitación.

Si además, de entre los países europeos a usted se le antoja ir a Inglaterra, peor, estos exigen un pasaporte internacional canino, el cual no es nada fácil de conformar.

Selección de la aerolínea: muy bien, ya tenemos los documentos para viajar, el segundo paso es seleccionar la aerolínea, y hay que tener mucho cuidado en esto, investigue, porque hay aerolíneas que han extraviado mascotas, las han llevado a destinos diferentes del comprometido, o han tenido que ver en la muerte o deceso de la mascota por malas condiciones.

Condiciones de viaje: es claro que todo dependerá de la distancia, las horas de vuelo, o la duración del viaje, pero necesariamente usted deberá adquirir un transportador, una jaula para viaje, que debe ser lo suficientemente espaciosa para que su mascota puede pararse, acostarse, o moverse sin complicaciones, y sobre todo, dispondrá de agua fresca para dejarle en el transportador.

Si las distancias son cortas, puede administrarle sedantes antes de partir, pero si son largas nada hacemos con ello.

Si su mascota es pequeña, puede intentar llevarla en la cabina, entre los pasajeros, pero también deberá disponer de un transportador, aunque este puede ser de tela o material flexible, sin embargo, resístase si la aeromoza o sobrecargo le indican de colocar su mascota en los compartimientos de equipaje, muchas mascotas han perecido por ello.

Animales de apoyo emocional. Si usted tiene una certificación de que su mascota es de apoyo emocional o lazarillo, llevará la misma sin problemas junto con usted en la cabina del avión, pero hay aerolíneas que prohíben ciertas razas, por lo que debe indagar muy bien sobre el tema. Por supuesto, deberá llevar elementos para disponer de los excrementos en caso de que su mascota decida ir al baño.

Decano de la Facultad de Ciencias Agrarias, UCC y presidente de la Fundación A.Mar.Te. Teléfono: 8852-1488, correo: enrique.rimbaud@ucc.edu.ni

...

Notas Relacionadas