Tramos a medias: Zona de las carnes del Oriental está desolado

Comerciantes del sector de carnes se sienten abandonados por autoridades del mercado Oriental. Aseguran que tramos son reconstruidos por préstamos

Pocos son los clientes que entran a la zona de las carnes en el mercado Oriental. Los tramos de este sector fueron consumidos por un incendio en diciembre pasado. Ahora los comerciantes intentan recuperar la normalidad que tenían antes.

Los marchantes de dicha zona se muestran decepcionados y molestos cuando se les pregunta por las láminas de zinc que supuestamente les iban a entregar. Todos aseguran que fueron engañados por las autoridades.

“Es una desgracia, aquí estamos bajo el sol. El Gobierno prometió tantas cosas y no ha hecho nada por esta zona. En otros sectores ahí nomás les dan respuesta, pero a nosotros nada. Las más afectadas son las vende carne porque no pueden vender bajo el sol porque se les echa a perder su venta”, afirma Haydée Flores, comerciante de ropa usada, quien perdió su tramo en el incendio.

Pocos compradores llegan a la zona de carnes a hacer sus compras. HOY/ Manuel Esquivel

Hace 15 días que volvió a la zona quemada, y como no tiene dinero para construir un buen tramo, se las ingenió para levantarlo con láminas de zinc sarroso, polines viejos y plástico negro. Espera que para la época lluviosa pueda tener mejores condiciones porque no quiere mojarse. Lo que en realidad le preocupa en estos momentos son las malas ventas, casi nadie se acerca a comprar.

“Nadie viene a comprar, esto está muerto, aquí no hay vida”, comenta doña Miriam Silva, vendedora de carnes. Cuenta que lo único bueno es que no les están cobrando canon de arriendo por al menos seis meses.

Doña Luz Marina Gaitán, otra comerciante, cuenta que para volver a vender carne en su tramo tuvo que invertir más de 15 mil córdobas en hierro y láminas de zinc, eso sin meter la mano de obra.

“El gobierno solo se fue en palabras. Todo esto nos ha costado a nosotros. Nos engañaron”, dice molesto Germán Flores, vendedor de mondongo.

Maura López, quien vende refrescos y comida en al zona, también perdió su tramo en el incendio. Tuvo que adquirir un préstamo de mil dólares para poder levantar la estructura de su tramo y aún así le faltaron algunas cosas. Ella solo espera que Commema no le cobre por las mejoras que hizo en su tramo.

“El dinero para la construcción del tramo lo tuvimos que prestar, porque aquí no nos resolvieron. Ahora la esperanza es que para Semana Santa esto mejore, porque luego de esas fechas todo esto de las carnes casi no se mueve”.
Luz Gaitán, comerciante de carnes
Luz Gaitán, comerciante de carnes
“Ya no le van a dar zinc a nadie, dicen que no tengamos esperanzas, que construyamos a como queramos, por nuestros propios medios”.
Haydée Flores, comerciante de ropa usada
Haydée Flores, comerciante de ropa usada

...

Notas Relacionadas