Venden cocos en los semáforos como “pan caliente”

Esperan el rojo del semáforo para vender los cocos

Estos comerciantes venden alrededor de 400 córdobas al día. En los días buenos, pelan más de 50 cocos cada uno. En días normales, 30 o 40 cocos. HOY/FOTO: Perla Gutiérrez

HOY

Un pedazo de madera es la silla improvisada de doña Arelys Calero, donde tres veces por semana se dedica pelar cocos. Ella viaja desde San Juan de La Concepción, Masaya hasta los semáforos de Larreynaga, en Managua para tener un ingreso y darle de comer a su familia.

El día para doña Arelys comienza a las tres de la mañana, se levanta a empacar más de 300 cocos para dirigirse a la capital, algunos ya vienen pelados, para disminuir la carga, pues les toca viajar en bus.

Calero comenta que uno de los problemas que enfrenta para trabajar diario es la falta de cocos.

“Tenemos que ir a Diriamba, Jinotepe o San Marcos a buscar el producto, es complicado por el transporte más que todo, pero por veinte años hemos buscado la forma. Mi mamá comenzó el trayecto, yo lo continúe porque es algo que me apasiona”, refiere.

Ejemplo

HOY/FOTO: Perla Gutiérrez

Calero menciona que está orgullosa de la forma en la que se gana la vida.

“Todos debemos esforzarnos por trabajar, no hay excusas, tengo cuatro personas que me ayudan a vender el coco cuando el semáforo se detiene, y ellos también se sacrifican, aguantan sol y lluvia, pero nos va bien gracias a Dios”, subraya.

Cándido Alvarado, es otro vendedor de cocos, manifiesta que el trabajo aunque parezca sencillo requiere de mucha “chispa”.

“No es tan fácil andar en medio de los carros, uno se expone a que lo golpeen, o alguna motocicleta que viene invadiendo el carril, además hay competencia, a todos nos va bien, pero el que no corre, se queda”, manifiesta.

Alvarado puntualiza que el agua de coco helada, y las bolsas con la fruta en cuadros es lo que tiene mayor demanda.

“El coco no tiene temporada buena o mala, se vende todo el año, claro un día nos va mejor que otro, pero no se deja de vender, los veinte años que llevo vendiendo en este lugar me han dado la astucia para conocer bien el negocio, en lo personal a veces vendo otros artículos para ayudarme en la venta, el pobre siempre se la debe de ingeniar”, recalca Alvarado.

Precios
Los comerciantes mencionan que el coco lo venden en diferentes presentaciones con una variedad de precios.

Hay bolsas con agua que van de 5 a 15 córdobas.

El coco se vende en cuadros a 10 y 20 córdobas la bolsa. Dos cocos cuestan 30 córdobas.

 

...

Notas Relacionadas