Estilista en prueba tras llegar a mediación con su madre

Madre perdona a hijo que la amenazó de muerte y hasta le dijo que le iba a quemar la casa

Saúl Amán Flores González estará en un período de prueba de ocho meses, si incumple, el proceso penal se vuelve a abrir en su contra. HOY/Archivo

HOY

Socorro González Castillo, de 70 años, decidió perdonar a su hijo, quien la había amenazado de muerte y que le iba a quemar la casa y le daba constantes maltratos, cuando el sujeto llegaba ebrio o bajo los efectos de algún alucinógeno.

Doña Socorro estuvo presente ayer en los Juzgados de Managua, en la audiencia inicial contra su hijo, el estilista Saúl Amán Flores González, de 37 años, pero la misma no se dio porque llegaron a mediación.

Según la Fiscalía, el estilista amenazó de muerte a su propia madre, también le expresó que le iba a quemar la casa; y ayer el sujeto iba a enfrentar la audiencia inicial, acusado del delito de intimidación o amenazas contra la mujer.

Pero la señora le expresó a la juez Primero Especializado en Violencia, Fabiola Betancourt, que no quería ver preso a su hijo y que estaba de acuerdo con mediar con su vástago.

Antes que doña Socorro aceptara la mediación, el estilista le pidió perdón, ante la juez, por todo el daño que le había hecho.

La mediación

La mediación consiste en que el estilista deberá abandonar la casa de su madre de inmediato y no podrá tener comunicación con la víctima.

El estilista también deberá someterse a una terapia conductual y cognitiva para mejorar su comportamiento; también deberá recibir terapia en los Alcohólicos Anónimos.

Flores estará en un período de prueba durante ocho meses, si incumple alguna medida del acuerdo, se reabre el proceso en su contra.

LOS HECHOS

El 1 de enero de 2018, el estilista agredió verbalmente a su madre y le dijo “vieja hija de la gran p…, que sepan los vecinos qué clase de madre sos, que tirás a tu hijo a la calle pero esto no se va a quedar así, te voy a quemar esta maldita casa, te voy a matar vieja c…, vieja hija de la gran p…, me estás corriendo porque soy homosexual, vieja maldita”.

...

Notas Relacionadas