Una mujer apasionada del deporte

Inicio su negocio cuando su hijo participó en un juego

Siempre acompaña a su hijo a los partidos de béisbol, en los que aprovecha a vender toda su mercadería. Los guantes son los productos que tienen mayor demanda. HOY/FOTO: Carlos Valle

HOY

El éxito de doña Carla Patricia Téllez, comerciante en el mercado Oriental, comenzó hace cuatro años mientras acompañaba a su hijo a jugar beisbol.

Téllez relata que durante una reunión del equipo se percató de que no todos tenían los recursos para adquirir el traje y los accesorios con el fin de empezar a jugar en el campo, por lo que de inmediato buscó la forma de adquirir la mercadería para comercializarla entre los padres.

“Les faltaban varias cosas y era difícil encontrar un punto en el que vendieran artículos de calidad a buen precio, hablé con los padres de los niños y estuvieron de acuerdo con que yo les trajera los artículos, hablé con un amigo que viaja constantemente y así comenzó este gran camino”, manifiesta.

Doña Carla Patricia menciona que al notar la facilidad con la que se vendía la mercadería nueva y usada, se propuso poner el negocio en el corredor de su casa, que se ubica en los alrededores del Oriental

Oportunidad

Los principales clientes de doña Carla Patricia llegan de los departamentos. HOY/FOTO: Carlos Valle

“Puse cuatro guantes en la verja de mi casa, se vendieron rápido, le dije a mi esposo que era necesario invertir más para hacer crecer el negocio, y nos aventamos, al final ha valido la pena”, indica la comerciante.

Téllez, quien ofrece pelotas de beisbol, softbol, zapatos, fajas, pantalones, guantes, bates, patines, entre otras cosas, para niños y adultos, alega que los precios varían, pero se ajustan a las posibilidades de cada cliente.

“Yo vendo desde que mi hijo se metió a practicar deporte (hace cuatro años), sé lo complicado que es para los padres poder conseguir para los uniformes, los zapatos, entre otras cosas que son requisito fundamental, por eso ofrezco productos de segunda pero de calidad y baratos, en eso se ha concentrado el éxito de mi negocio”, refiere la vendedora.

La comerciante indica que cuando compran más de un artículo les ofrece rebajas. HOY/FOTO: Carlos Valle

Carla Patricia menciona cada vez que su hijo sale a jugar, ella lo acompaña cargando su mercadería.

“Me ando por todo el estadio o cuadro ofreciéndola, y me va muy bien gracias a Dios, me ha funcionado, me llevo dos bolsos con todo lo necesario, es algo que me ha gustado, yo no sabía nada sobre deporte, pero mi marido me ha enseñado, ahora sé exactamente lo que la gente necesita, por eso les ofrezco lo mejor”, señala.

Téllez indica que hay muy pocos negocios de este tipo en el mercado Oriental, por lo que casi siempre la buscan.

“Me viene a comprar gente de los departamentos, si no lo tengo, se los traigo por encargo, también tengo sistema de apartado, la persona puede venir a escoger lo que más le guste y lo paga al suave, esa opción se la doy a la gente porque soy consciente de los esfuerzos que hacemos los padres para que nuestros hijos anden en buenos caminos”, dice la vendedora.

Doña Carla Patricia aduce que durante estos cuatro años se ha entregado de lleno al negocio, “porque querer es poder, y para uno salir adelante junto a la familia uno debe de sacrificarse”.

Variedad
Los precios que ofrece la comerciante varían, con base en la calidad y el estado del producto. Los guantes se encuentran entre los 400 y 800 córdobas. La pelotas puede encontrarlas de 160 a 250 córdobas. Los bates los ofrece a 150 en adelante.

...

Notas Relacionadas