Continúan instalándose en paradas de buses por falta de empleo

Familias dicen que para llevar el sustento a sus hogares deben buscar alternativas y una de ellas son las paradas de buses

Algunas personas han decidido instalarse a vender en las paradas de buses para llevar el sustento a sus hogares porque no han encontrado empleo. HOY/ Priscila Gómez

Algunas personas han decidido instalarse a vender en las paradas de buses para llevar el sustento a sus hogares porque no han encontrado empleo. HOY/ Priscila Gómez

HOY

Eveling Zamora es una joven de 22 años que vende ropa usada en la parada de buses que se ubica de la rotonda La Virgen, una cuadra al lago. A un lado de la banca donde las personas esperan las rutas, cuelga las camisas, faldas y pantalones que ofrece, también pone una cuna donde permanece todo el día su hijo de 2 años.

Ella mantiene una relación estable con el padre del pequeño, él también vende repuestos de celulares en la parada de buses. Ninguno de los dos tenía empleo y decidieron instalarse en el lugar para llevar el sustento a su hogar.

“No es necesario que los jóvenes hagan cosas malas para poder comer, nosotros aquí nos mantenemos tranquilos y esta fue la manera que encontramos para sobrevivir”, expresó Zamora.

Jaime Duarte González vende café, hotdogs y chiverías en otra parada de buses.HOY/Priscila Gómez
Jaime Duarte González vende café, hotdogs y chiverías en otra parada de buses.HOY/Priscila Gómez

Familia

Por su parte, Jaime Duarte González vende café, hotdogs y chiverías en otra parada de buses del mismo sector. Desde el mes de mayo del año pasado ha estado vendiendo dichos productos en el sitio.

En el caso de don Jaime, comentó que lo hace para sobrevivir junto con su esposa, ya sus hijos están grandes. Hace varios años laboraba en una gasolinera, pero decidió renunciar porque casi no tenía tiempo para su familia.

“En mi caso me vine a vender aquí porque ahora paso más tiempo en mi casa y en la iglesia porque soy cristiano, vengo a eso de las 7:00 de la mañana y me voy a la 1:00 y ya llevo mi dinero”, comentó Duarte.

En el caso de Eveling, indicó que hay días en los que no se vende mucho, pero cuando las ventas están buenas logran recolectar unos mil córdobas entre su esposo y ella.

Don Jaime en cambio dice que tiene mucha clientela de los trabajadores de empresas aledañas y en ocasiones vende hasta 800 córdobas al día.

Cifras
El 96.4 por ciento de los nicaragüenses en edad de trabajar aseguró tener empleo hasta septiembre pasado, esto significa el incremento de 3 décimos porcentuales más respecto al tercer trimestre de 2016, cuando se ubicó en 96.1 por ciento, según una encuesta del Instituto Nacional de Información de Desarrollo (Inide).

Información de EFE

...

Notas Relacionadas