Ingeniero recibe disparo en la cara por cobrar una deuda

Pasó una semana trabajando en Chinandega y pretendía pasar Nochebuena con su esposa y cuatro hijos, sin embargo, hoy será sepultado

Ingeniero

Hebertz Juárez Lozano (q.e.p.d). HOY/Wilih Narváez

HOY

El capitalino Everth Emilio Juárez Lozano, de 33 años, ingeniero civil y contratista para una empresa telefónica en los últimos meses, fue asesinado de un balazo en el pómulo izquierdo, por una deuda que cobró la noche del viernes a su amigo, el contratista Dionisio Leonel Delgado Norori, de 51 años.

El hecho se originó a las 9:40 de la noche del viernes, a la altura del kilómetro 132 de la carretera Chinandega-Somotillo, en la entrada adoquinada hacia las Comarcas Orientales, frente a los talleres del Hogar del Niño. Supuestamente la discusión se dio por la falta de pago de intereses de parte de Dionisio.

Nemesio Hernández, trabajador en los proyectos del ingeniero Juárez, dijo que regresaban del poblado fronterizo Santo Tomás del Nance, donde construyeron una pared en una semana y la reforzaron.

“Cuando nos dirigíamos a Chinandega rumbo a Managua mi jefe (el ingeniero) llamó a Dionisio y quedaron de verse en esa entrada de Chinandega, a las 9:00 de la noche”, mencionó Hernández.

Hace tres años

Ingeniero
amiliares del ingeniero, Hebertz Juárez Lozano ayer en la mañana retiraron el cuerpo del IML. HOY/Wilih Narváez

Desde hace tres años el ingeniero Juárez Lozano esperaba que Dionisio le cancelara los 2 mil dólares que le prestó y por cobrar ese dinero perdió la vida.

El presunto autor del crimen fue identificado como Dionisio Leonel Delgado Norori y familiares de la víctima han circulado la fotografía del sujeto en las redes sociales para que la población colabore con las autoridades policiales para su detención.

“Cuando mi hijo empezó con su empresita hizo su primer proyecto, y se ganó 2 mil dólares, yo no sé de dónde apareció ese hombre con otros dos”, expresó Luisa Lozano, madre del occiso.

Supuestamente esos 2 mil dólares serían utilizados para una empresa de Dionisio y le prometió al joven ingeniero Juárez que obtendría ganancias.

Ingeniero
Dionisio Delgado, sospechoso del crimen. HOY/Wilih Narváez

“Él (Juárez) estaba entusiasmado que ingenieros viejos lo hayan buscado, para él era un honor”, agregó la adolorida madre.

Asegura que le advirtió a su hijo que no le prestara a ese sujeto.

La víctima desde el pasado lunes se encontraba trabando un proyecto en Chinandega y se disponía a regresar el viernes, no sin antes pasar cobrando el dinero. Tenía pensado disfrutar de Nochebuena con su esposa y cuatro hijos.

“Tené cuidado, hijo, porque vos sabés, que ese hombre es malo, se lo dije antes que se fuera (a ese departamento)”, agregó la progenitora de la víctima.

El cuerpo fue trasladado por agentes policiales de Chinandega al Instituto de Medicina Legal (IML) de la capital, la noche del viernes y entregado a sus familiares el mediodía de ayer para que se le dé cristiana sepultura.

Sospechoso hizo llamada a la Policía

A las 9:40 de la noche del viernes en el puesto de mando fue recibida una llamada, el agente que la recibió hizo el saludo y lo que escuchó lo dejó sorprendido. “Acabo de disparar a un hombre en la entrada a Belén”, dijo la voz que inmediatamente cortó y apagó el celular.

Una patrulla se enrumbó al lugar; los bomberos federados en ese momento asistían al herido que derramaba sangre del rostro.

En el sitio del crimen se advertía aparcada la camioneta color rojo, placa CH 12064, en la que llegó el sospechoso Dionisio Delgado, que hizo la llamada y se alejó caminando sin que se le haya dado captura hasta las 3:00 de la tarde de ayer sábado. La Policía también ocupó la camioneta doble cabina, propiedad de la víctima.

Ingeniero
La mañana de este sábado agentes policiales de Chinandega, junto con peritos de la Dirección de Auxilio Judicial Nacional (DAJ), llegaron al IML, donde ocuparon vestimenta del occiso. HOY/Wilih Narváez

...

Notas Relacionadas