Luego de tres intentos fallidos, Nicaragua por fin albergará los Juegos Centroamericanos

¿Por qué se tuvo que esperar 44 años para montar este evento, y cuál será su impacto? Aquí respondemos estas interrogantes y más detalles de la fiesta deportiva en Managua.

HOY

Con el paso de los días, en el corazón de los atletas pinoleros son más constantes esos chispazos de emoción, que infunde en su cuerpo la emoción y avivan la mente ante la competencia inminente.

La cita que se aproxima no será una competencia cualquiera, para Nicaragua será una cita histórica, al recibir por primera vez unos Juegos Centroamericanos.

Para muchos de los atletas nacionales será su momento cumbre, ese momento que solo se vive una vez en la vida y que, para bien o para mal, los marcará para toda la eternidad.

Nicaragua está apunto de despertar de un sueño que tardó 44 años en hacerse realidad, cuando este 3 de diciembre se pongan en marcha los XI Juegos Deportivos Centroamericanos de Managua 2017.

Un total de 28 deportes animarán la máxima cita deportiva del área, que reunirá a 4,299 atletas provenientes de Guatemala, El Salvador, Honduras, Costa Rica, Belice, Panamá junto con los anfitriones pinoleros.

Desde que Nicaragua tomó la estafeta para albergar los Juegos, en la ceremonia de clausura de la edición celebrada en San José, Costa Rica en 2013, inició una carrera llena de obstáculos para el Comité Organizador de Managua 2017, que tenía como primera misión borrar los sinsabores de lo ocurrido en las tres fallidas ocasiones anteriores, cuando se tuvo la sede de los Juegos en la mano y al final, por motivos diferentes todo se derrumbó.

La historia recuerda bien cuando Nicaragua obtuvo la sede para organizar los Juegos en las ediciones de 1981, 1994 y 2005, sin que se pudieran concretar.

¿QUÉ PASÓ ANTES?

Según detalles brindados por el Comité Olímpico Nicaragüense (CON), en 1981: “Nicaragua gana la sede, pero los Juegos fueron descontinuados por los conflictos sociales y bélicos que vivía la región. Estos se reanudan en 1986 en Guatemala y fueron denominados Juegos de la Paz”.

“Al triunfo de la Revolución la Junta de Gobierno declinó realizar los Juegos por razones obvias, por el estado en que había quedado el país después de la Guerra de Insurrección”, amplió Marlon Torres, miembro del Comité Organizador de los Juegos Centroamericanos de Managua 2017, y director ejecutivo del Instituto Nicaragüense de Deportes (IND).

Mientras que en 1994, según datos del CON: “El Gobierno de la República de entonces no tiene la voluntad de organizarlos”.

“Realmente lo que pasó en ese momento es que se priorizó la organización del Mundial de Beisbol del 94”, según recuerda Torres.

Y en 2001 señala el CON: “Meses después de haber creado el Comité Organizador, el Gobierno (de ese entonces) lo disuelve aduciendo que era insostenible dado a los grandes honorarios de los organizadores y los pocos avances”.

“Esta es la cuarta ocasión en la que se obtienen los Juegos y ya es un hecho su realización. La realidad es que 44 años después de que se instauraron estos Juegos, en su XI edición Nicaragua albergará por primera vez evento”, explicó Torres.

“Este era el momento de organizar estos Juegos, el gobierno actual ha demostrado que hay una voluntad de promover el deporte, que hay capacidad organizativa para brindarle a nuestro país un espectáculo de esta magnitud. Sobre todo cuando hay voluntad se encuentran los recursos necesarios para cumplir con un evento de este tipo”, comentó Torres.

SU IMPORTANCIA

Como suele suceder con los grandes acontecimientos, estos Juegos Centroamericanos marcarán la historia deportiva nacional, de entrada las nuevas instalaciones deportivas, en algunos casos y otras mejoradas en la mayoría, son un primer legado de estos Juegos.

“Jamás se había organizado un evento de este tipo, donde habrán 28 disciplinas organizadas de forma simultáneas con un poco más de cuatro mil atletas. Además se espera una afluencia de turismo regional e incluso nacional que se moverán a Managua y las distintas sedes fuera de la capital. Estos Juegos sin duda marcarán un antes y un después en el deporte nacional”, explicó Torres.

Uno de los grandes obstáculos que debía superar Nicaragua para hacer posible unos Juegos, giraba en torno a la infraestructura. Desde que se aceptó el reto, Emmett Lang, presidente del CON, destacó que se realizarían unos Juegos de acuerdo con las posibilidades de Nicaragua sin crear “Elefantes Blancos”, en lo que se refiera a infraestructura deportiva que luego se volvería una carga.

“El gobierno central y municipal destinó recursos para desarrollar una infraestructura aceptable, se construyeron instalaciones nuevas estrictamente, solo las que necesitábamos, además se repararon, se ampliaron y se mejoraron otras instalaciones deportivas”, argumentó Torres.

LOS 28 DEPORTES
Para los Juegos Centroamericanos de Managua 2017 se convocaron los deportes de atletismo, ciclismo, baloncesto, boxeo, esgrima, futbol, golf, hockey sobre césped, judo, levantamiento de pesas, lucha, natación, remo, rugby 7, taekwondo, tenis, tenis de mesa, triatlón, balonmano, tiro y voleibol, sala y playa. Las que no son reconocidas como olímpicas, pero estarán en Managua 2017 son: ajedrez, billar, fisicoculturismo, karate, softbol, beisbol y surf, se agregó al sambo como deporte de exhibición.

LA META PRINCIPAL

Aunque Nicaragua organizan la fiesta hay una idea clara de que superar, en el medallero de los Juegos, a potencias del área como Guatemala y Costa Rica, no será una tarea sencilla por el nivel deportivo alcanzado en estos países que cuentan con un presupuesto para el deporte de 100 millones de dólares anuales, casi la misma cantidad que Nicaragua destinó para organizar los Juegos.

Una primera meta en cuenta a medallas está fija en superar la mejor actuación de Nicaragua en los Juegos, lograda en la edición de 1990 en Tegucigalpa, Honduras.

“En esa ocasión conseguimos 59 medallas de oro y 147 medallas en total”, explicó Torres.

“Esperamos que los resultados sean óptimos y que estos Juegos marquen un progreso hacia la mejora de resultados de nuestros resultados, y estimule a nuestra juventud en la práctica del deporte”, concluyó Torres.

¿POR QUÉ ELIGIERON ESTOS?
“El Comité Olímpico de Nicaragua, que es miembro de Ordeca (Organización Deportiva Centroamericana, entidad responsable de los Juegos Centroamericanos), hicieron sus estudios y valoraciones y concluyeron que en estos deportes que se incluyeron, eran en los que Nicaragua tenía mayores posibilidades, como sede se tiene el privilegio de plantear el programa de deportes”, explicó Marlon Torres, miembro del Comité Organizador de Managua 2017 y director ejecutivo del Instituto Nicaragüense de Deportes (IND).

...

Notas Relacionadas