Paseo de amigos termina en tragedia

El difunto habitaba en el barrio Cuba.

Un paseo de amigos terminó en tragedia en la Laguna de Xiloá, cuando un hombre de 30 años falleció por sumersión.

El hecho, que enluta a una familia del barrio Cuba, Managua, se registró ayer al mediodía, cuando Michael Martínez Blanco, de 30 años, supuestamente quiso demostrar ante sus acompañantes que sabía nadar.

Versiones preliminares indican que Martínez y dos personas más tenían minutos de haber llegado al balneario cuando se les ocurrió bañarse.

El último en meterse al agua fue Martínez, quien nadó directamente a las boyas de seguridad. Sus dos amigos, al percatarse de esa situación, empezaron a gritarle que saliera del agua. Pero este supuestamente les respondió que no, porque sabía nadar.

“Nosotros todavía le gritamos, pero él no hizo caso, siguió nadando… cuando vimos ya no estaba y corrí a buscar ayuda, un hombre mechudo me escuchó y se metió a buscarlo hasta que lo encontró”, explicó Henry Calero, uno de los amigos del difunto.

La Policía llegó al lugar y trasladó al Distrito a los sujetos que acompañaban al fallecido para que brindaran declaración de lo ocurrido.

...

Notas Relacionadas