Mujer que prostituía a adolescente de 14 años pide libertad condicional

Juez se pronunciará en cinco días

El juez se pronunciará en cinco días sobre la solicitud de la reo (centro). HOY/ Martha Vásquez.

Eloísa Guillermina Méndez Gómez fue condenada a siete años de prisión por explotar sexualmente a una adolescente de 14 años en el sector de Metrocentro en Managua.

Ahora que tiene cinco años y cuatro meses de cumplir prisión solicitó al juez Melvin Vargas, titular del Juzgado Quinto de Ejecución de Sentencia de Managua, la libertad condicional.

Sin embargo, la fiscal Inés Miranda, de la Unidad Especializada contra el Crimen Organizado del Ministerio Público, se opuso a la petición alegando que por imperio de ley, en delitos cuyas víctimas son niños no se puede otorgar beneficios a los procesados.

Héctor Cárdenas, defensa de la condenada, argumentó que cumplía los requisitos establecidos en la ley para la libertad condicional pues lleva cumplida las dos terceras partes de la condena. Además alegó igualdad ante la ley. El judicial dijo que en cinco días se pronunciará al respecto.

Según expediente judicial, la procesada Méndez fue juzgada junto a Miguel Ángel López Hernández, alias “El Sureño” y Alexandra Enríquez Campos, quienes también cumplen condena.

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia recientemente negó la libertad a Miguel Ángel López, quien está condenado a 39 años porque también violó tres veces a la víctima de trata, mientras en el Juzgado Cuarto de Ejecución de Sentencia de Managua le negaron la libertad condicional a Alexandra Enríquez.

Los hechos

Según acusación, los condenados le ofrecieron a la adolescente un trabajo de mesera en un bar y un sitio donde vivir, pues la menor tenía problemas familiares y se había ido de su vivienda. Después de alojarla en un cuarto ubicado en el sector de la clínica Don Bosco en Managua, procedieron a prostituirla.

“El Sureño” trasladaba a la menor hasta los alrededores de la rotonda de Metrocentro. Su horario de trabajo era de las 8:00 p.m. hasta las 5:00 a.m., le quitaban el dinero y le exigían que cobrara 300 córdobas por cada cliente.

La acusación indica que Alexandra Enríquez Campos y Eloísa Guillermina Méndez Gómez, se encargaban de vigilar a la menor para evitar que escapara. Los hechos ocurrieron en agosto del 2012.

...

Notas Relacionadas