Dejaron sin comer a niños de colegios públicos

Ministerio Público señaló que pérdidas superan los cuatro millones de córdobas.

La audiencia inicial contra del acusado, en primer plano, se efectuará el próximo nueve de junio. HOY/J.Tijerino

La próxima semana se conocerá si un transportista involucrado en un caso de peculado registrado en la Empresa Nicaragüense de Alimentos Básicos (Enabas), enfrentará un juicio oral y público.

La acusación contra el investigado, Bryan Antonio Calero, indica que este junto con dos funcionarios de esa entidad, supuestamente acordaron sustraer cientos de quintales de alimentos destinados para programas especiales del Ministerio de Educación (Mined), para venderlos y distribuirse las ganancia.

Según la acusación, radicada en el Juzgado Décimo Distrito Penal de Audiencia, Enabas delegó a los funcionarios Nelson Largaespada y Manuel Rodríguez (ambos sin detener) para que supervisaran, vigilaran y cuidaran los alimentos que el Mined distribuiría a miles de niños.

En ese contexto, Enabas firmó un contrato en mayo de 2013 con el transportista acusado, para que se encargara de trasladar, descargar y estibar los quintales de diversos productos, como arroz, maíz, frijoles y azúcar.

No obstante, detalló la Fiscalía que el transportista y los dos funcionarios de la entidad, en común acuerdo, almacenaron en las bodegas más productos de lo solicitado por el Mined.

Luego los vendieron y provocaron una pérdida que supera los 4 millones de córdobas. La Fiscalía precisó que los acusados vendieron entre mil 302 quintales de azúcar, 547.56 de frijoles rojos, mil 883.6 de arroz y ocho galones de aceite.

El juez Carlos Solís Solís ordenó la prisión preventiva para el acusado. El 9 de junio será la audiencia inicial.

...

Notas Relacionadas