La mastitis en la vaca o las manos sucias

La mastitis, como todos deben suponer, es la inflamación de la ubre o glándula mamaria de la vaca.

vaca

HOY

Uno de los principales rubros de ingresos por exportación del país y de fuentes de trabajo nacionales, es sin duda la producción lechera y la industria láctea, la leche, junto con la carne y café, son los tres bastiones de la producción nacional.

No obstante, la producción lechera se caracteriza por mantener y tener indicadores productivos bien bajos, los promedios nacionales están por el piso, con una preñez de hato inferior al 40% y producciones lecheras inferiores a 4 litros por vaca por día, promedio.

Muchos son los problemas a solucionar, problemas de fondo, problemas culturales, problemas gremiales y de mercado, pero entre todos los problemas, nos preocupa uno que no es tan difícil de controlar en el corto plazo: la mastitis.

¿Qué es la mastitis?

La mastitis, como todos deben suponer, es la inflamación de la ubre o glándula mamaria de la vaca. En producción lechera, es una de las enfermedades más graves, no tanto por la posible pérdida de vida de los animales, sino por las enormes pérdidas ocasionadas tanto en la producción como en industrialización del producto.

Tipos de mastitis

Si bien hay múltiples clasificaciones, la más común es dividirlas en mastitis subclínicas (sin síntomas o signos aparentes), mastitis clínica (glándula mamaria enrojecida, dolorosa, con sangre en la leche), mastitis crónica (la misma vaca se afecta cada año de mastitis) y mastitis hiperaguda (se desarrolla en las 24 horas del parto, con una gran infección e inflamación, dolor, sangre en la leche y puede morir la vaca).

¿Cómo se transmite?

Quien transmite la mastitis es el hombre, al no tomar medidas de higiene mínimas, generalmente, los ordeñadores no se lavan las manos antes de ordeñar, enrejan ellos mismos las vacas con los terneros y se quitan la mugre más grosera con la propia cola de la vaca, ordeñando así con las manos sucias y contaminadas.

¿Cómo prevenir la mastitis y mejorar la producción lechera?

El productor lechero debe separar al personal en sus tareas y funciones, el que enreja no ordeña, y el que ordeña no enreja, el ordeñador debe lavarse las manos con abundante jabón antes de iniciar el ordeñe, y luego entre vaca y vaca, además, es bueno sellar los pezones con yodoforos luego del ordeñe.

Por otra parte, si tengo vacas muy afectadas que debo tratarlas con antibióticos, trataré de no mezclar su leche con la de las vacas sanas, respetando los períodos de retiro de los medicamentos, para que no se contamine la leche con medicamentos que luego complicarán tanto la industrialización como la salud pública.

Prof. Dr. Enrique Rimbaud. Correo: erimbaud@gmail.com/ Teléfonos: 88521488 / 22773415.

...

Notas Relacionadas