Sin control…

El síndrome de excitación sexual persistente afecta a las mujeres

síndrome de excitación sexual persistente

HOY/colaboración

La sexualidad es un tema que no puede abordarse solamente en una dirección, ya que está cargado de variantes sociales, culturales, físicas y psicológicas.

En este siglo que apenas empieza es notorio que las personas han modificado su mentalidad en torno al sexo, este ya no tiene la connotación “pecaminosa” que se le dio en épocas pasadas, al contrario, las personas tienen una mentalidad más abierta y hay menos prejuicios para disfrutar la sexualidad.

Pese a todo lo positivo, también hay desafíos y novedosas patologías que la medicina ha tenido que enfrentar a ciegas, o sea, sin antecedentes ni fundamentos científicos estipulados, una de ellas es el “síndrome de excitación sexual persistente”, un trastorno que martiriza a muchas mujeres en el mundo.

Esta situación fue documentada por primera vez gracias a la doctora neoyorquina Sandra Leiblum en el año 2001, según ella, dicha enfermedad no tiene ninguna relación con la hipersexualidad o adicción al sexo.

¿De qué se trata?

Cuando escuchamos la expresión “excitación sexual persistente”, muchos nos sonreímos porque imaginamos un momento erótico sin fin, emociones cálidas que no decaen en lo absoluto, esto suena exquisito, pero si se toma en cuenta la palabra síndrome, el panorama impregnado de esta situación cambia radicalmente y no precisamente para bien.

En el campo médico, los síndromes aluden directamente al conjunto de síntomas y características de una enfermedad, por consiguiente, no estamos ante un acontecimiento placentero sino meramente ante un padecimiento físico severo.

“El síndrome de excitación sexual persistente es un trastorno que solo afecta a mujeres, se trata de una excitación genital repentina y persistente que está acompañada de múltiples orgasmos y al contrario de lo que suele creerse, no está relacionado con ningún tipo de sensación de deseo, ni placer sexual, es angustiante y vergonzoso”, explica el doctor Freddy Urroz López, especialista en urología y trastornos sexuales.

Las investigaciones realizadas acerca del problema aseguran que además de provocar un desgaste físico insuperable, también es un mal que repercute negativamente en las relaciones sociales, “las mujeres con síndrome de excitación sexual persistente tienen orgasmos a cada instante, sin importar que estén con la familia en una cena, realizando sus labores diarias, en una iglesia y hasta en un velorio”, refiere el especialista.

Causas

En la actualidad, la ciencia ha emprendido una travesía con el fin de conocer las causas que generaron esta afección, “aún no se han establecido con certeza las posibles causas, pero existen teorías de que su origen puede estar asociado a factores neurológicos, vasculares, hormonales o por efectos secundarios de medicamentos”, añade Urroz López.

También, comenta que en algunos casos registrados el síndrome es causado por una malformación arterial-venosa pélvica en las ramas arteriales del clítoris.

...

Notas Relacionadas