Byron Rojas se fue a Sudáfrica para su pelea titular

Abandonó el país pesando 106 libras y con mucha fe en su equipaje

boxeo
Byron “El Gallito” Rojas aseguró que se verá a su mejor versión en Sudáfrica, cuando intente conquistar el cinturón del mundo ante Hekkie Budler.

HOY

Byron Rojas llegó al aeropuerto internacional de Managua, con el semblante escurrido, pero no le faltó la sonrisa. Una sudadera, un pantalón y una gorra no permitían ver más que su cara y sus manos, sin embargo, se notaba el sacrificio debajo de las telas.

“Anda en 106 libras”, anunció con felicidad su entrenador Róger Rivas, un señor pequeño, regordete y de pelos blancos en la cabeza y en el bigote.

“Estoy plenamente convencido que ‘El Gallito’ será el nuevo campeón del mundo de Nicaragua”, aseguró con fe.

El muchacho de Matagalpa emprendió el viaje a Johannesburgo, Sudáfrica, el mediodía de este lunes, donde subirá al cuadrilátero el 19 de marzo con hambre de arrebatarle de las manos el cinturón mínimo de la Asociación Mundial de Boxeo al supercampeón Hekkie Budler.

“He trabajado duro para cumplir mi sueño. Mi única estrategia desde que suene la campana será tirar golpes”, dijo Rojas, mientras sus familiares que viajaron desde Matagalpa para despedirlo, no paraban de hacerle fotos con sus dispositivos móviles.

Esta es su oportunidad de oro. Se ve que su familia, luchadora como tantas, depende de lo que él pueda hacer y ganar en Sudáfrica. Su madre Alicia Hernández, habitante de Mulukukú, lo miraba y juntaba las manos a la altura del pecho, como si encomendara a Dios la causa de su hijo.

Atrás quedó la etapa preparatoria que terminó con 152 rounds de guanteo. De aquí en adelante lo suyo será acoplarse al clima frío, a los entrenamientos de bajo ritmo para mantenerse en el peso y anclarse a su fe. Allá lo espera Budler y el Emperors Palace, en Kempton Park, que será el escenario de la pelea.

...

Notas Relacionadas