“Llegó El Indio”

Noel de Jesús Flores Zeledón es conocido en el Oriental por su indio viejo

indio personaje
Noel Flores, “El indio”, tiene nueve años de vender indio viejo en el Oriental. Maynor Valenzuela.

Juana Huete Sequeira

HOY

Noel de Jesús Flores Zeledón, de 24 años, se levanta a las 3:30 de la madrugada, se alista y comienza su jornada en la cocina donde prepara el indio viejo que repartirá en El Novillo, Gancho de Caminos, El Calvario y los galerones del mercado Oriental, donde es conocido como “El Indio” por el platillo que comercializa entre 25 y 30 córdobas.

Flores perdió a su mamá siendo un niño y creció guiado por su padre y sus tías maternas en medio de la cocina, donde preparan todo tipo de comidas para vender y repartir en el mercado.

De ahí nació el amor por cocinar y seguir con la tradición familiar.

Hace nueve años decidió independizarse y con su destreza en la cocina lo consiguió. “Empezó a cocinar uno de los platillos que más rico le queda”, dice su tía Rosaura Macías.

“Tiene buen sazón, es un chavalo muy bueno, educado, responsable, trabajador y hace el indio viejo más rico del mercado”, asegura Macías.

Tiene un pequeño carretón donde coloca dos bidones, uno va lleno de arroz y otro con el famoso indio viejo y así recorre el mercado hasta terminar de repartir el almuerzo.

Noel estudia el cuarto año de secundaria, a pesar que estuvo retrasado en sus estudios, ha buscado la forma de seguir preparándose. Todos los sábados en lugar de descansar, después de una semana de mucho ajetreo, se levanta temprano y muy animado, porque su sueño más grande lo motiva.

“Quiero ser chef, me gusta esto de cocinar, crecí cocinando y sé que lo que quiero es seguir en la cocina, aquí soy feliz”, dice Noel mientras sirve un plato de comida que cuesta 20 córdobas.

“El indio, ahí viene el indio”, se oye decir entre los callejones del mercado a los comerciantes que ya preparan su dinero para pagar el servicio de comida del día.

“Es buena gente él, bien educado, aquí en el mercado todos lo conocen, siempre pasa saludando”, comenta doña Olga Estrada, quien le compra el almuerzo.

En medio de la gente, que llega a hacer sus compras al mercado, él pasa con su carretón hasta por los lugares más complicados, “Buenos días, ¿Vas a querer hoy chela? Ya llegó el indio”, va pregonando Noel, mientras el calor y la multitud del mercado, lo hace sudar y tratar de avanzar más rápido para no estorbar en la pasada a los comerciantes y compradores.

Su jornada laboral termina a veces a las tres de la tarde cuando se acaba toda la comida que realizó para ganarse la vida y en ocasiones más tarde, luego de ir a cobrar en los lugares donde le quedan debiendo.

Sus modales, su historia de joven luchador y trabajador, le hacen ganarse el cariño de todos sus clientes en el Oriental, no solo el de los comerciantes, también el de los visitantes.

La historia de este joven lo convierte en todo un personaje cargado de historia y de ejemplo, como muchos otros que buscan ganarse la vida de forma honrada en medio del mercado más grande de Centroamérica.

indio personaje3
”El Indio” cocina desde los nueve años de edad gracias a las enseñanzas de su familia. Maynor Valenzuela

Platillo

El indio viejo es un platillo económico a pesar del alza que han tenido los ingredientes para prepararlo.

Noel Flores trata de mantener accesibles los precios para los comerciantes, dice ser consciente de que todo está caro y que todos quieren ganar.

“Yo me preocupo por dar un buen servicio y manteniendo mi plato de indio viejo a precio accesible me permite tener clientela fija y creo que el sabor hace la otra parte para que así yo pueda seguir mi negocio”.

No solo vende el servicio en 20 o 25 córdobas, si alguien le pide 20 él solo reduce la cantidad servida y así el cliente queda satisfecho y puede disfrutar de su rico indio viejo.

Popular y carismático

Rosaura Macías, tía de Noel

”Toda nuestra familia se ha desempeñado en la cocina y él no se ha quedado atrás, ha aprendido a darle su toque a cada comida, por eso es que tiene su clientela”.

Olga estrada, comerciante

”Si la juventud fuera como este chavalo, todo sería perfecto, él es tan responsable, atento, ama su trabajo y eso es lo que permite que todos lo queramos aquí”.

PerlaTalavera, comerciante

”Lo conozco desde chiquito, todo mundo lo conoce, no es un chavalo fachento, es bien humilde y trabajador, aquí casi todos le compramos su indio, es un plato bien económico”.

indio personaje2
Luego de cocinar, Noel distribuye su comida por todo el Oriental. Maynor Valenzuela

...

Notas Relacionadas