ANTECEDENTES DELICTIVOS

Denuncian a Sergio Meléndez y Pedro González de simular un homicidio como robo agravado en grado de frustración.

 

Nayel Martínez y Willih Narváez / HOY

 

Uno de los presuntos implicados en el asesinato de William Calderón, Sergio Ramón Meléndez Aguilar, de 53 años, tiene un largo historial delictivo, incluyendo estafa, amenazas y homicidio frustrado.

 

Antes de verse presuntamente involucrado en el crimen de Calderón, Meléndez estuvo metido en un gran escándalo en el año 2005.

 

En ese año, Meléndez retiró de una cuenta de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), 609,000 dólares decomisados al supuesto narcotraficante Luis Ángel González Largo, también conocido como Jorge Eliézer González Hernández .

 

El caso fue llamado por los medios de comunicación como ‘Los Narcodólares’.

 

El sujeto se hizo pasar como abogado y notario público, además que la esposa de González, Leyla Bucardo, declaró en su momento que los poderes que utilizó Meléndez eran falsos.

 

En el caso se vieron involucrados hasta jueces y magistrados de la CSJ.

 

Una investigación de un diario (2005) constató que Meléndez tenía antecedentes policiales desde 1996, cuando fue detenido por robo con intimidación.

 

Además se averiguó que Meléndez, a como dijeron sus familiares el día de la audiencia, entró al Ejército Popular Sandinista (EPS) en 1979 y “en la Escuela Militar Carlos Agüero aprobó un curso de tropas especiales”.

 

Meléndez también fue oficial de la Policía. “En octubre de 1980, pasó a formar parte de la Dirección General de Seguridad del Estado (DGSE), donde estuvo hasta 1986”.

 

En el 2002, el Distrito Seis le incautó a Meléndez varias armas, incluyendo un fusil R-15, el que dijo era un regalo de un internacionalista.

 

En noviembre de 2003, Meléndez fue acusado de homicidio frustrado al disparar varias veces a un taxista en Ciudad Jardín.

 

LO MÁS RECIENTE

 

Antes de verse involucrado en la muerte de William Calderón, el 18 de abril de este año, Meléndez supuestamente fue “víctima” de un robo agravado en grado de frustración donde mató a Marlon Salina.

 

El hecho se registró en la rotonda de Bello Horizonte a las 2:00 de la madrugada.

 

HOY tuvo acceso al acta de juicio oral y público, donde se señala que Meléndez supuestamente fue interceptado por el ahora occiso, quien supuestamente trató de robarle sus pertenencias y sacó una pistola Glock calibre 9 milímetros y acabó con la vida del joven señalado de delincuente.

 

Hasta el día de hoy, Marlon Antonio Salina, de 49 años, quien se desempeñaba como gestor de cobros, murió como todo un ladrón.

 

“Pido a las autoridades que en este caso se haga justicia, porque a como mataron a mi hermano, no es justo que ese hombre (Meléndez) haya andado armado en la delegación y nunca lo detuvieron”, aseguró Alba Nubia Salina, hermana de Marlon.

 

Según esta mujer, Meléndez en esa ocasión se le presentó como un hombre cristiano evangélico y supuestamente insinuó que lo buscaran si iban a necesitar dinero, lo que pareció extraño para esa familia, que si él era víctima y había tratado de ofrecer dinero e incluso les dejó un número de celular para que lo llamaran.

 

El día del supuesto robo agravado, el occiso se hacía acompañar de Gerald Alberto Montiel Olivares, de 29 años, ambos viajaban en una moto.

 

Bertha Adilia Olivares Garay explicó que su hijo permanece detenido injustamente.

 

Asegura que el día del hecho, Marlon y Gerald andaban tomando cervezas, pero Marlon miró a una joven que conocía de nombre (Lubianka Lacayo), que era la acompañante de Meléndez, quien supuestamente se disgustó, sacó el arma y mató a Marlon.

 

Gerald Olivares se encargó de llevar a Marlon al hospital, donde falleció. Gerald supuestamente fue engañado por la Policía, ya que había sido víctima, pero pasó a ser “victimario”.

 

Llegó a mentir

Familiares de Pedro González y de Sergio Meléndez aseguraron que ambos se conocían desde “hace varios años”.

Estas declaraciones despertaron enojo en los familiares de Gerald Montiel y Marlon Salina, quienes aseguraron que Pedro Alfonso, en el juicio oral y público, estuvo como testigo del supuesto robo agravado y contestó que hasta esa madrugada conoció a Meléndez.

El abogado Marlon Gerardo Sáenz dijo que Gerald está injustamente detenido, porque González llegó a mentir al juicio, donde se identificó como conductor del mercado Oriental y no como policía. Solo dijo que había sido oficial por siete años.

 

  • Ese tal Luis Angel Gonzalez, esta libre?donde fue que lo metieron preso ?cuántos años fueron su condena?

...

Notas Relacionadas